VIDEO / Patatas fritas de McDonald's: agricultura modelada por el marketing

Receta: trucos para hacer patatas fritas perfectas

El vídeo va de una de las charlas de Michael Pollan, en la que el autor estadounidense revela algunos de los secretos ‘inconfesables’ de las papas fritas de McDonald’s.

La nota va sobre cómo hacer patatas fritas para lograr te salgan perfectas.

A veces con sencillos cambios logramos grandes resultados:

  • Elegir bien las patatas
    Está claro que si tienes patatas en casa y necesitas hacerlas fritas usarás lo que tengas, sin embargo si vas a comprar patatas, vale la pena te fijes las que sean mejores para freír, (o para cocer si vas a hacer un guiso). Para guiarte un poco las patatas semi tardías, las de color amarillo como las baraca, las de tipo spunta o las agrias son perfectas para freír. Las Bintje, o las Monalisa también. Si vas al mercado lo mejor es preguntar al tendero que te recomiende las mejores para cada receta. En el supermercado también hay mayas de patatas donde vienen escrito el tipo de patata y si son para freír o cocer por ejemplo.
  • Dejar a remojo un rato antes de freír
    Un par de horas si es posible sino al menos  30 minutos. Esto lo hacemos para retirar el exceso de almidón. Además al remojar las patatas también reducimos los niveles de acrilamida, que es un químico que poseen los alimentos ricos en almidón que se fríen a altas temperaturas. Las acrilamidas están asociadas a riesgo de cáncer en animales, y por lo tanto también podrían causarlo en seres humanos. Tener a remojo las patatas antes de freír un par de horas reduce a casi la mitad el porcentaje de acrilamida. Luego hay que escurrir muy bien y cortar en trozos de un tamaño similar. Si cortas las patatas en trozos de grosor o tamaño distintos, no se harán de forma homogénea te encontrarás que si son trozos más gruesos están poco crujientes o las que sean muy finas están como casi ‘patatas chips de bolsa’.
  • Temperatura del aceite
    Esto a veces es difícil de calcular, sin embargo hay un truco que usaban nuestras abuelas, y es súper útil. Se trata de usar un poco de miga de pan. Cuando tengamos el aceite caliente echamos un trocito de pan, si el trozo va al fondo ya tememos una temperatura de unos 140º, ojo que si sube rápido el pan la temperatura es superior y tendremos que bajar el fuego.  la que buscamos para freír las patatas es entre 120 y 140º en la primera fritura (si las haces de golpe primero a 140 grados y luego se sube el fuego).
  • Usa bastante aceite
    Un error común es poner poco aceite para que ‘así las patatas chupen menos’. Sin embargo sucede a contrario, si pones aceite abundante se logra una temperatura mayor, las patatas se doran antes y están menos tiempo en contacto con la grasa. Luego las dejas sobre un papel de cocina. Haz la prueba, verás como te salen más crujientes que si las fríes en menos cantidad de aceite.
  • Pre freír si quieres ganar tiempo
    Freír patatas lleva su tiempo, sin embargo puedes usar este truco que además logra unas patatas fritas espectaculares. Consiste en pre freír por ejemplo por la mañana o unas horas antes las patatas y retirarlas pasados unos minutos, no deben estar apenas doradas. Las dejas enfriar. Luego pasado un tiempo, hacemos una segunda fritura, en este caso aplicamos fuego fuerte.Las freíamos un par de minutos y luego las retiramos y dejamos en papel de cocina.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Los vídeos más vistos

Lo más leído