Coaching, la nueva práctica que necesitas en tu vida

Coaching, la nueva práctica que necesitas en tu vida
Coach, coaches, coaching, ejecutivo y empresa. PD

Coaching’ es una palabra actualmente muy usada en nuestra sociedad, pero, ¿sabemos exactamente a qué nos referimos? Muchas son las variaciones que se le han dado a esta práctica desde su inicio y, por ello, muchas son ahora las confusiones de quienes lo practican, lo aplican y lo tratan. Actualmente, según el estudio Global de Coaching 2016, más de 53.300 son los entrenadores dedicados a ello en todo el mundo disciplina que generó en el 2015 unos ingresos globales de casi 2.400 millones de dólares. Es hora de que esta «nueva profesión» se defina por y para todos.

Ante esta nueva situación, son numerosos los debates que desata, sumando seguidores, pero también numerosos críticos y detractores. Pero, ¿cómo ha evolucionado el coaching desde su creación? El rápido avance y auge de la profesión está haciendo que para muchos no sea fiable, creando confusión ante los objetivos por lo que fue creada.

¿HAY QUE PROFESIONALIZAR EL COACHING? Para José Miguel Gil, presidente de ASESCO, Asociación Española de Coaching: «Ahora es el momento de remarcar la profesionalización, porque la sociedad, de forma más masiva, conoce la palabra coaching, pero no sabe definir exactamente qué es. Desde ASESCO, que cumple 18 años el año que viene, estamos definiendo qué es el coaching para facilitar la comprensión de esta profesión. Es clave conocer las competencias profesionales, el trabajo del coach y la aportación de quienes contribuirán a la promoción y difusión del coaching. Además, la ética en esta labor es premisa clave para ASESCO, centrando sus bases en una profesionalidad sin prejuicios basada en un código ético».

Desde que en el año 2000 el coaching se empezó a generalizar y promover en España el panorama actual ha cambiado mucho. No sólo las necesidades de la sociedad hacia el coaching han evolucionado, sus profesionales también han cambiado. La variedad en este campo es mayor, aumentando de forma considerable y hasta un número indeterminado, los profesionales que aseguran dedicarse al coaching. Actualmente hay muchos coach que dicen dedicarse al coaching, ahora bien, ¿Cuántos ejercen como coaches profesionales?, ¿Cuántos coaches forman parte de una asociación de coaching profesional? BUSCAR PROFESIONALES DEL COACHING ES ALGO CLAVE EN LA VIDA DE LAS PERSONAS Según Gil «Si usted va a un médico, es casi seguro que irá a un médico colegiado en su correspondiente colegio médico, si va a un Psicólogo, casi seguro que visitará a un psicólogo colegiado, y así con incontables profesiones. Si usted busca un Coach para que le ayude en un determinado objetivo a nivel personal, o quiere trabajar la consecución de metas empresariales ¿pondría sus confidencias personales o profesionales en manos de alguien que no tiene un respaldo profesional, y forma parte de un colectivo profesional? Muchas personas acuden a un coach que no pueden acreditar debidamente su cualificación profesional».

Desde ASESCO recomiendan siempre que «Se busque y se seleccione un profesional entre nuestros asociados, con el que pueda sentir más afinidad o, por su experiencia profesional, pueda pensar que le puede apoyar en el logro de su objetivo. En nuestro Asociación se pueden encontrar más de 650 profesionales asociados, los cuales se han acogido a un código ético, y pueden demostrar una formación y experiencia profesional, y contra los cuales, en caso de mala praxis, se puede presentar una reclamación y una queja sobre su proceder. Por ellos, insistimos, es clave buscar ‘profesionales del coaching'».

LE COACHING NO ES UNA PROFESION RELAJADA Esta evolución del mercado del coaching conlleva la necesidad de promover y difundir lo que es el coaching profesional y promover el ejercicio de lo que verdaderamente es coaching, para diferenciarlo de lo que no lo es. «No todo lo que se llama ‘coaching’ es profesional, ni todo el que lo ejecuta es bien llamado ‘coach’, trayendo consigo grandes problemas, tanto para el gremio, como para las personas que acuden a solicitar la ayuda de un coach», afirma José Miguel Gil.

Los problemas derivados de la selección de una mala práctica profesional de un ‘coach’ pueden derivar en tomar decisiones arriesgadas y no evaluadas, hacer inversiones desafortunadas, dejar un puesto de trabajo, romper una relación, etc.

Según Gil «Hay un criterio muy claro que define si un coach está realizando una buena práctica profesional, es muy sencillo ‘en el momento en que le orienten, le guíen o le digan lo que tiene que hacer’ eso no será coaching, será otra cosa. Lo normal es que, en la primera sesión, el coach le diga que no va a hacer lo anteriormente mencionado».

Además, cree que «No es una profesión reglada, ni existen títulos oficiales y en muchos casos el intrusismo es uno de los grandes problemas con los que nos presentamos. Este vacío propicia que en muchas ocasiones, se predique la práctica sin ninguna profesionalización. Para ASESCO es básico fijar estándares éticos, de responsabilidad y de calidad, que todos nuestros afiliados deben cumplir».

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído