Madrid. La OCU denuncia que desde hoy la capital tiene el autobús más caro de España

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha denunciado que desde hoy Madrid es la ciudad con el autobús urbano más caro de España, al pasar a costar 1,50 euros el billete sencillo de EMT y Metro.

La organización de consumidores realiza esta denuncia después de comparar las tarifas de 53 ciudades españolas. Tras Madrid, solo Barcelona, con un precio de 1,45 euros, y San Sebastián, con 1,40 euros, se acercan a los precios de la capital.

Tras esta subida del 50% en el precio del billete sencillo, la tarifa madrileña triplica la de Zamora, 50 céntimos, y la de Palencia, 51.

La OCU agrega que si, como parece, las autoridades madrileñas pretenden con esta subida que los usuarios se pasen al �metrobús� de 10 viajes, tampoco en este título de transporte, cuyo coste es de 9,30 euros, Madrid es una ciudad barata. A este respecto, la organización señala que el bono de 10 viajes cuesta 8,25 euros en Barcelona y 7,50 en San Sebastián.

Por ello, concluye que la subida �es desmesurada� y �no se corresponde con una mejora equivalente en el servicio y desincentiva el uso del transporte público, en contra de las políticas de reducción de emisiones y de contención de la contaminación�.

EQUILIBRIO PRESUPUESTARIO

Por su parte, la Comunidad de Madrid indicó que el billete sencillo de Metro, Metro Ligero y EMT es un título que sólo utilizan el 8% de los usuarios, por lo que, tras la actualización de la tarifa, «es previsible que muchos de estos usuarios esporádicos pasen a adquirir el metrobús, incrementándose así el número de viajeros habituales».

Además, recuerda que los precios de los abonos y los de los billetes de 10 viajes han quedado congelados, «de forma que más del 90% de los madrileños no se han visto afectados por la actualización tarifaria».

El precio del billete sencillo permanecía congelado desde el año 2004, cuando era de 1,15 euros y se rebajó a un euro. «Si se aplicase el IPC general desde dicho año a la mencionada tarifa, su precio actual sería de 1,50 euros», indican las autoridades madrileñas.

Según el Gobierno autonómico, «la actualización tarifaria llevada a cabo era absolutamente necesaria para garantizar el equilibrio presupuestario del Consorcio de Transportes de Madrid y el buen funcionamiento del sistema de transporte público, ya que el incremento acumulado del precio del gasóleo en los últimos doce meses, del 17%, junto con el de la energía eléctrica han repercutido muy significativamente en el IPC del sector, que se eleva ya al 7,7%».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído