El clic que te evita multas de Tráfico

Por dos euros te puedes bajar al móvil una aplicación antiradares infalible

858 radares fijos y 260 móviles camuflados vigilan día y noche las carreteras españolas

Por dos euros te puedes bajar al móvil una aplicación antiradares infalible
La aplicación para móviles 'Avisador de radares'. PD

La DGT impone anualmente unos dos millones de multas por exceso de velocidad, que suponen a la arcas de Hacienda más de 200 millones al año

A un solo clic. Gratis y de pago, aunque cuestan poco (la mayoría, apenas dos euros, como Avisador de radares y AvísaMe). Y al alcance de cualquier conductor.

La popularización de los smartphones -el 63% de los españoles ya cuenta con uno, según la Fundación Telefónica- se ha traducido en la multiplicación de aplicaciones para móviles que ofrecen al usuario extensas bases de datos con los cientos de radares colocados por Tráfico en las carreteras.

Como detalla J. Jiménez Gálvez  en ‘El País’, 858 radares fijos vigilan día y noche las carreteras españolas. A estos hay que añadir otros 260 móviles camuflados en patrullas de la Guardia Civil de Tráfico, además de los fijos instalados por cientos de Ayuntamientos en sus términos municipales.

Según la web de Android y, sin contar otros sistemas operativos, Radardroid se ha descargado más de un millón de veces; y Avisador de radares, más de 100.000. Wikango, otra aplicación similar, cuenta con tres millones de usuarios.

Estos dispositivos legales, muchos actualizados casi en tiempo real y con información aportada por los propios usuarios, permiten esquivar los controles de velocidad. En este caso, la información es poder… evitar una multa.

Las aplicaciones que se bajan al teléfono móvil están permitidas. La Dirección General de Tráfico (DGT) diferencia entre tres tipos de instrumentos: los avisadores, los detectores y los inhibidores.

Los primeros, «perfectamente legales», son estas aplicaciones para teléfonos inteligentes: una recopilación de datos que se incorpora al smartphone y que, mediante la localización GPS, avisa cuando el vehículo se halla cerca del control de velocidad. Una alerta que ayuda a pisar el freno y eludir la sanción.

La DGT impone anualmente unos dos millones de multas por exceso de velocidad, que suponen a la arcas de Hacienda más de 200 millones al año.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído