Viajes y placer

Recorre la ciudad eterna en un fiat 500 vintage

Y pégate la Dolce Vita en el Gran Meliá Roma

Recorre la ciudad eterna en un fiat 500 vintage
Gran Melíá Roma

El hotel de lujo Gran Meliá Roma ubicado en la Villa Agrippina, antigua residencia de la famosa emperatriz romana, forma parte de la rica historia de la capital italiana.

Contacto Travellers @monzonpaul

Situado a un paso del Vaticano y de la Basílica de San Pedro, representa un hermoso oasis urbano con jardines extensos y una amplia piscina a orillas del río Tíber. El hotel se encuentra muy céntrico cerca de Piazza Navona, el Panteón y el famoso barrio de Trastevere.

Sumándose a la colección única de experiencias de lujo que ofrece la marca Gran Meliá bajo el nombre de Exceptional Experiences, esta temporada, el miembro del selecto The Leading Hotels of the World, presenta La Dolce Vita. Una ruta por la Roma de las postales a bordo de un Fiat 500 vintage, el rey de los coches italianos clásicos en el que visitar los edificios, monumentos y rincones más icónicos de la capital italiana.

La experiencia comienza a primera hora de la tarde. Un conductor y guía privado se encarga de recoger a los clientes en el lobby y llevarlos de paseo por Roma en el mítico coche. Subidos en este chic y divertido automóvil descubrirán los lugares de interés y monumentos de la Ciudad Eterna.

Para media tarde harán una parada única y exclusiva en el palacio de un noble romano. El guía será el encargado de recibir a los invitados para mostrar en total privacidad los monumentales espacios del Palazzo Doria-Pamphili. Considerada la mansión más importante de Roma, esta antigua residencia barroca ocupa toda una manzana del centro de la ciudad y cuenta con tres galerías de espejos con impresionantes decorados de la época. Asimismo, el recinto está repleto de invaluables obras de arte como el Retrato de Inocencio X pintado por Diego de Velázquez en 1650.

Allí los viajeros podrán viajar en el tiempo y disfrutar en total intimidad de esta joya arquitectónica del siglo XVI. Asimismo, serán llevados a la última planta del palacio donde degustarán una copa de champán y un refrigerio con salatini casero. El broche de oro lo ponen las magníficas vistas desde la terraza del Palacio en la azotea. Una panorámica de ensueño con todo lo mejor que el centro de Roma puede ofrecer como San Pedro, el Panteón o Altare della Patria.

Roma es un estilo de vida. La armonía con la que sus calles adoquinadas, monumentos, arquitectura y gastronomía se funden entre sí, crea un halo casi mágico que ha hecho de esta ciudad un must para viajeros de todo el mundo. Y qué mejor manera que pasear por sus calles en este coche que representa el modo de vivir y de disfrutar de los italianos.

El elegante Gran Meliá Roma cuenta con 116 habitaciones y suites, cada una exquisitamente decorada con un tema diferente en cada piso. Enmarcadas por la vegetación del parque, jardines exuberantes y el exclusivo centro termal MyBlendbyClarins. Entre sus cuatro restaurantes y bares, destaca Amaro con un ambiente atrevido y cosmopolita, lleno de contrastes para tener un encuentro, saborear un buen vino o para comenzar la noche.

Autor

Paul Monzón

Redactor de viajes de Periodista Digital desde sus orígenes. Actual editor del suplemento Travellers.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído