Viajes y placer

Qué ver en Atenas

Qué ver en Atenas
Atenas Wikipedia/ SilentResident

Atenas, la capital de Grecia es uno de los principales destinos a visitar en Europa. No por nada siglos de historia la convierten en la cuna de la democracia.

Contacto Travellers @monzonpaul

Plaka.- También conocido como Barrio de los Dioses, por su cercanía a la Acrópolis. Es la parte más antigua de la ciudad y posee un encanto especial. Calles estrechas, adoquinadas y laberínticas, llenas de bellas casas neoclásicas del siglo XIX. Si te decides a reservar alojamiento por esta zona, quédate con el nombre de dos calles: Adrianou y Kidathinaion, en sus alrededores hay un montón de hoteles con encanto y apartamentos espectaculares a poca distancia del Ágora Romana y la Acrópolis.

Monastiraki.- Debe su nombre al pequeño monasterio situado en su plaza central. Es uno de los barrios más animados de Atenas. Comercios de todo tipo, un mercado central a modo de zoco y por supuesto no dejes de sentarte en alguna de sus maravillosas terrazas a degustar las especialidades locales. Las calles más importantes y con mayor número de establecimientos hoteleros son: Ermou, Pandrossou y Adrianou.

Plaza Sintagma.- La habrás visto miles de veces en fotos antes de subir a tu vuelo a Atenas y ahora la conocerás en persona. En pleno centro de Atenas, no es solo el corazón geográfico de la ciudad, sino el de sus habitantes también. Es el lugar de reunión de los atenienses, protestas, celebraciones, conciertos, mítines, todo tiene lugar entre sus muros. Allí se encuentra el Parlamento, la tumba del soldado desconocido custodiada por los famosos; «Evzoni» (guardias típicos griegos»), que realizan el cambio de guardia cada hora. No es la zona más barata para alojarse, pero se pueden encontrar gangas si se reserva con antelación.

Más cosas interesantes en Atenas

Comer en Atenas – Más de 4.000 años de tradición culinaria con raíz mediterránea e influencia de todos los países vecinos. Ningún ingrediente te resultará ajeno, al contrario, por ejemplo el uso del aceite de oliva, está omnipresente en la gastronomía griega. No te puedes ir sin probar: Tzatziki (salsa de yogur con pepino y ajo), Tyropita (pasta rellena de queso), Fakes (sopa de lentejas), la conocidísima Moussaka (especie de lasaña de carne de cordero, berenjenas y tomate) y el Gyros (pan de pita relleno de carne asada)… ¡delicioso! Por entre 8 y 10€ se puede disfrutar de un menú con algunos de los platos referidos anteriormente. Tu vuelo a Atenas es, tambíen, el cominezo de un delicioso viaje gastronómico.

De compras en Atenas – Vete preparado para regatear, en ocasiones hasta el doble del precio solicitado. «Amigos españoles», es la frase mágica, también escucharas el nombre de algún que otro jugador de fútbol de nuestra liga, todo vale, para vender. Joyas, reproducciones arqueológicas en escayola, alimentos griegos (en especial aceitunas y su famoso licor, Ouzo). Las principales zonas comerciales son: Kolonaki, a los pies de la colina Licabeto, es la zona top de la ciudad en términos de lujo, los comercios más caros y las tiendas de firma están allí. Monastiraki, Plaka y Sintagma, son el territorio de las cadenas multinacionales de la indumentaria, similares a las que se pueden encontrar en el resto de Europa.

Imprescindibles en Atenas

La Acrópolis, uno de los lugares más impresionantes del planeta, en lo alto de Atenas, alberga el famoso Partenón, con toda seguridad el templo clásico más visitado del mundo, otros monumentos de la zona son: el Ágora antigua, el estadio Panatenaico, el Templo de Zeus Olímpico, el Teatro de Dionisio, el Odeón de Herodes Ático y la Biblioteca de Adriano. Apúntalos bien porque sería delito tomar un vuelo a Atenas y no conocer estos lugares.

Cuando viajar a Atenas

Atenas tiene veranos calurosos e inviernos suaves, dada la condición de la ciudad como gigantesco museo al aire libre, nuestra recomendación es reservar el vuelo a Atenas para visitarla en primavera u otoño. En verano resulta casi imposible recorrerla a pie, pues el calor y la humedad son ciertamente molestos y en invierno se corre el riesgo de que llueva. No obstante, si tienes la oportunidad de venir en cualquier otra época del año, estamos seguros de que te resultará una experiencia inolvidable.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Paul Monzón

Redactor de viajes de Periodista Digital desde sus orígenes. Actual editor del suplemento Travellers.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído