Motor

LISA es el acrónimo para 'Lithium Sulphur for Safe Road Electrification', un proyecto que la Unión Europea lanzará el 1 de enero con el objetivo de desarrollar, diseñar y fabricar baterías con tecnología de azufre de litio en estado sólido en los próximos tres años y medio. LISA cuenta con un presupuesto de casi ocho millones de euros, y entre sus 13 socios colaboradores se encuentra Renault o la compañía británica Oxis Energy.(¿Cuánto cuesta de verdad cargar la batería de un coche eléctrico en casa?)

Las baterías de litio-azufre se presentan como una clara alternativa a las de iones de litio en cuanto a reducir el impacto ambiental que supone la fabricación de baterías para los coches eléctricos. Elementos como el cobalto, el litio o las tierras raras suponen un factor limitante para la adopción a gran escala de vehículos eléctricos.

Este proyecto quiere desarrollar así celdas de batería de litio-azufre de alta densidad energética con electrolitos híbridos no inflamables de estado sólido, resolviendo los cuellos de botella en la fabricación de baterías, reduciendo los tiempos de carga, el peso y el costo según motorpasión, y sin olvidar las mejoras en materia de seguridad.(Nuevo avance hacia las baterías de calcio recargables)

VIDEO DESTACADO: Samsung fabricará 300 millones de baterías cilíndricas como las de Tesla para los eléctricos de Jaguar