La esposa de McCain, ofendida con Obama por incidir en sus riquezas

(PD).- Cindy McCain, la esposa del candidato republicano a la Casa Blanca, John McCain, se siente ofendida por los continuos ataques que tiene que soportar su marido de la campaña del rival demócrata, Barack Obama, por la riqueza de su familia.

Durante casi dos semanas, la campaña del senador afroamericano ha criticado en discursos, declaraciones y anuncios el hecho de que McCain no podía responder inmediatamente a la pregunta de cuántas viviendas posee, lo que les ha servido para afirmar que el republicano desconoce los problemas de las familias estadounidenses.

«Me siento ofendida por lo que ha dicho Barack Obama de mi marido», dijo Cindy McCain en una entrevista grabada a la cadena de televisión ABC que se emite hoy. Cuando fue preguntada si considera que Obama ha ido demasiado lejos con sus comentarios, Cindy dijo «sí lo creo, sí, verdaderamente lo creo».

La esposa de John McCain, heredera de un grupo de distribución de cerveza de Arizona y cuya fortuna se calcula que supera los cien millones de dólares (casi 70 millones de euros), afirmó que el esfuerzo de su padre por lograr toda esa riqueza es un ejemplo del «sueño americano».

«Mi padre no tenía nada. Él y mi madre vendieron todo lo que tenían para conseguir 10.000 dólares», explicó. «Estoy orgullosa de lo que mi padre y mi madre hicieron y de lo que han logrado y me han dejado a mí. Y yo intento cuidar su legado hasta que pueda», agregó.

La polémica sobre las propiedades de la familia McCain se generó hace dos semanas cuando el candidato republicano, preguntado por cuántas propiedades posee por la revista ‘The Politico’ titubeó y finalmente dijo: «Creo… Mi equipo se lo va a decir».

Según ese medio, la respuesta del equipo del senador por Arizona es «al menos cuatro» casas, que están en Arizona, California y Virginia, aunque la revista ‘Newsweek’ informó recientemente de que la pareja tiene al menos siete propiedades.

Obama aseguró inmediatamente que, aunque McCain hable de economía, está muy lejos de los problemas económicos a los que se enfrentan las familias estadounidenses, entre otras cosas porque no sabe cuántas casas tiene.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído