Analistas y comentaristas consideran que la victoria de Obama no implica el fin del racismo en EEUU

Analistas y comentaristas consideran que la victoria de Obama no implica el fin del racismo en EEUU

(PD).- Algunos analistas temen que la elección de Obama pueda minar los esfuerzos para acabar con las desigualdades entre blancos y negros en un país en el que la segregación racial en el sur evitó que los negros pudieran ejercer su derecho de voto hasta la década de 1960.

Más de 55 millones de personas votaron a favor del demócrata, un senador norteamericano cuyo padre era de nacionalidad keniata y su madre de Kansas, y además consiguió el voto de minorías para derrotar a su rival el republicano John McCain.

La fuerza e influencia de Obama entre los votantes más jóvenes de todas las razas del país, parece sugerir que el racismo, como factor clave de la política norteamericana, podría evaporarse gradualmente. «Su elección demuestra la extraordinaria capacidad de América de renovarse y adaptarse al cambio del mundo», afirmó el Secretario General de Naciones Unidas, Ban Ki Moon.

A pesar del optimismo general que se vive en el mundo entero tras la elección de Obama como sucesor del aún mandatario norteamericano, George W. Bush, algunos comentaristas consideran que su victoria no hará que cambie la lucha racial.

«Hay una creencia generalizada entre amplios segmentos de la población de que un cualificado afroamericano (Obama) puede llegar a la Presidencia», aseguró Earl Ofari Hutchinson, autor de un libro reciente sobre razas y políticos presidenciales. «Pero esto no hace que los problemas para la población de color desaparezcan por arte de magia. Nada ha cambiado y la mayoría de estereotipos todavía están presentes», agregó Hutchinson.

Chuck D, considerado por muchos como el padrino de la música rap con tintes políticos, consideró que la elección de Obama podría cambiar radicalmente el debate sobre las desigualdades raciales en el país, aunque en determinados aspectos podría ser «insano». «La gente dirá ‘vosotros habéis conseguido un presidente negro, eso está bien. Es así’. Pero esto no logrará poner fin a la discusión racial que es necesaria tener», dijo Chuck D.

El rapero advirtió en una entrevista de que la elección de Obama puede convertirse en un «arma de distracción masiva» de cara al objetivo prioritario que es acabar con los verdaderos problemas a los que se enfrentan los estadounidenses.

Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído