El lobby gay monta la mundial en protesta contra un «exorcismo gay» en una iglesia

El lobby gay monta la mundial en protesta contra un "exorcismo gay" en una iglesia

(PD).- El exorcismo fue realizado por un grupo de feligreses de la Iglesia Manifested Glory Ministries, en Connecticut. El vídeo se colgó en Youtube e inmediatamente, fue retirado a instancias de los «feligreses», pero se puede ver. Abundan quienes lo tachan de ataque hacia el colectivo homosexual. La Iglesia se defiende: «No tenemos nada en su contra, pero no estamos de acuerdo con su estilo de vida».

El protagonista anónimo es una chaval negro, zarandeado como si fuera un pelele, comprimido contra el suelo hasta el borde de la asfixia, vomitando al final todo lo que lleva dentro…

A su alrededor, un vociferante aquelarre de feligreses, haciendo eco al supuesto reverendo mientras increpa: «¡En el nombre de Jesús, invoco a la homosexualidad! ¡Ahora mismo, en el nombre de Jesús!». En el momento del clímax, se escucha la voz de una mujer afroamericana: «¡Venga, demonio homosexual, sal de ahí y abandona este espíritu! ¡Afloja tu puño, Lucifer!».


El vídeo fue retirado de la web, y todavía no se sabe quién lo filtró, ya que la iglesia defiende que nunca pretendió hacer pública la grabación. Pero ha vuelto, como se puede comprar aquí mismo.

Según informan desde foxnews.com, la grabación, de 20 minutos de duración, es calificado de «clara ofensa» por el colectivo homosexual,quee ste sábado celebra su «Día del orgullo» y exige ya una investigación.

La noticia del vídeo americano llega justo cuando el Instituto de Política Familiar de Baleares (IPFB) ha denunciado ante la Oficina de Derechos del Menor del Ejecutivo autonómico la «utilización y manipulación» de un niño de seis años y de una niña de catorce años para la lectura prevista para este sábado por la noche del manifiesto del Día del Orgullo Gay, en un acto festivo organizado por la Asociación lesbiana, gay, transexual y bisexual de Baleares, denominada Ben Amics.

EL VÍDEO TIENE IMPACTO

En el vídeo, que se grabó hace ahora unos seis o siete meses, los miembros de la iglesia mantenían en pie al joven mientras gritaban amenazas al ‘demonio’ para que éste abandonara el cuerpo.

«Sal de su vientre», ordenaba alguien, «está en el vientre…empuja».

A continuación, el joven se encontraba tendido en el suelo, revolviéndose, con una aparente dificultad para respirar. Después tosía y vomitaba en una bolsa.

El escándalo coincide con la celebración de la’ Semana del Orgullo Gay’, y en un momento de impulso en lo referente a los derechos del colectivo en EE.UU.

La Iglesia no lo considera una ofensa

Por otro lado, algunos miembros de la iglesia implicada, así como de otras iglesias, ya han manifestado que no están de acuerdo con tales denuncias. Insisten en que el menor no resultó herido y en que la Iglesia no tiene prejuicios en contra de los homosexuales.

Sin embargo, la reverenda Patricia McKinney, en declaraciones a la prensa, ha aclarado que , aún no teniendo «nada en contra de los homosexuales», la Iglesia «no está de acuerdo» con su estilo de vida. «Creemos que un hombre debería estar con una mujer, y que una mujer debería estar con un hombre», continuaba.

La reverenda McKinney ha dicho, también, que el menor en cuestión le dijo a la iglesia que «no quería vivir de ese modo», y le describe como un joven «muy religioso y espiritual». «Cada domingo llamamos a la gente a acudir al altar para liberarse de cualquier espíritu que les impida cumplir con la que es su función», explicaba en declaraciones a CNN.

True Colors, la asociación que vela por los derechos de los jóvenes homosexuales, ha puesto el grito en cielo. «Pienso que es horrible lo que se ve en esas imágenes», asegura Robin McHaelen, directora ejecutiva del grupo, que ha puesto el asunto en manos del Departamento de Infancia y Familias de Connecticut. «Lo que más me entristece es que la gente que está a su alerededor piensa que está haciéndole un favor al chaval, cuando lo que hacen realmente es asesinar su espíritu».

No es el único caso

Es difícil saber con exactitud con qué frecuencia ocurren este tipo de sucesos en iglesias, pero en EE.UU, no es la primera vez; e incluso, se cree que ésta es una práctica bastante común.

Así por ejemplo, lo han manifestado Robin McHaelin y Kamora Herrington, de la asociación True Colors, un grupo defensor de los derechos de los homosexuales. Herrington decía que esto «ocurre todo el tiempo», y que por ello esta última noticia «no es un caso aislado».

McHaelin, directora de la asociación, ha confesado que True Colors ha tenido constancia de cinco casos similares en los últimos años en los que jóvenes protegidos por su organización, fueron amenazados con exorcismos.

Los mejores productos de motor

PRODUCTOS DE MOTOR

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído