¿Cuál es la relación de Rusia con ambos países y por cuál se decantaría?

China contra India: un conflicto entre potencias nucleares en el que ahora aparece Rusia

"A India también le gustaría que Rusia presionara a China para que mantuviera la calma en [la disputada región de] Ladakh"

China contra India: un conflicto entre potencias nucleares en el que ahora aparece Rusia
Vladimir Putin, Xi Jinping y Narendra Modi.

La tensión entre China e India en la zona del Himalaya es cada vez mayor.

Ambos países han hecho gala de su poderío militar, todo tras el conflicto armado en el que murieron por lo menos 20 soldados indios el pasado 15 de junio de 2020 durante un enfrentamiento con efectivos chinos.

Se trata de la más grave disputa fronteriza entre ambas potencias nucleares en más de cuarenta años.

En este sentido, un vecino de la región se ha convertido en el centro de las conversaciones tras el conflicto, se trata de Rusia.

Los ministros de Defensa de India y China viajaron a Moscú la pasada semana para participar en el 75 aniversario de la victoria soviética sobre la Alemania nazi en la Segunda Guerra Mundial.

Entonces, cuál es el rol de Rusia en esta disputa.

Una relación muy diferente

En India, según el periodista de la BBC en Nueva Delhi, Prashant Chahal, «existe una creencia común sobre las relaciones con Rusia y es que dado los históricos lazos entre ambos países, si India tuviera una disputa con otro país, Rusia iría en su ayuda».

No obstante, según el profesor Harsh Pant, experto en relaciones internacionales y director del Programa de Estudios Estratégicos de la Fundación de Investigación Observer, las cosas no son así de sencillas.

«Rusia comprende que India es un país democrático, mientras que China es uno totalitario o, digamos, un país con una suerte de dictadura, por lo que Rusia tiene una antigua y más cordial relación con India».

«Sin embargo, -apunta Harsh- la situación ha cambiado en la última década, a medida que Rusia y China estrecharon su relación pese a sus diferencias para contrarrestar la hegemonía de EE.UU.«.

En menos de medio siglo, Pekín y Moscú pasaron de enemigos en guerra a llevar su relación «al nivel más alto» de su historia, en palabras del presidente chino Xi Jinping, el año pasado.

«La población de Rusia es menor que la de Pakistán pero ocupa un área enorme, que se extiende desde Europa hasta Asia. Y tiene a EE.UU. construyendo bases alrededor de la región para cercar a Rusia. Tiene una gran zona que proteger con la ayuda de la tecnología, y Moscú no puede permitirse ningún ambiente de enemistad en sus fronteras», incide el experto.

El gobierno de Putin no quiere tensiones especialmente en la frontera oriental con China y, en esa delicada situación, «sus opciones son limitadas».

India, por su parte, está tratando de ampliar las áreas de cooperación con Rusia, ya que los lazos entre ambos se han limitado a la Defensa, y sus diferencias se han incrementado en algunos puntos, como el llamado Indo-Pacífico, la estrategia de Nueva Delhi para contrarrestar los avances de China en la región.

«China y Rusia se acercan cada vez más. Eso es por lo que las negociaciones entre India y Rusia son tan importantes. A India también le gustaría que Rusia presionara a China para que mantuviera la calma en [la disputada región de] Ladakh», donde se produjo el último enfrentamiento, añade Harsh.

Hace algún tiempo, el embajador de India en Moscú manifestó las preocupaciones del país a las autoridades rusas y «Rusia le aseguró completamente que si la disputa entre India y China se incrementaba, haría todos los esfuerzos para que se resolviera pacíficamente», señala el periodista de la BBC en Nueva Delhi.

El escenario internacional

Pero hay otros factores que contribuyen al rol de Moscú.

El veterano periodista en la capital rusa Vinay Shukla explica que «Rusia ha mantenido siempre la opinión de que se debería crear un mundo multipolar, pero China mantiene una diferencia ideológica de larga data al respecto y ve a Moscú más cercano a India en algunos aspectos».

«Al mismo tiempo, si surge un conflicto entre China e India, las situación internacional de Rusia también se vería afectada. Rusia es consciente de ello (…) porque el dominio sobre Asia Central, que solía ser de la Unión Soviética, ha sido tomado gradualmente por China», subraya.

El mundo ha cambiado mucho desde la época de la URSS, y «hoy cuando Rusia y China están juntos, Rusia parece más pequeña», dice por su parte el profesor Harsh.

«Hay un importante flujo de comercio entre ambos países ahora mismo y la relación actual es que Rusia está preparada para posicionarse felizmente junto a China incluso como número dos o como un socio menor. A Rusia no le importa porque considera a EE.UU. un problema mayor y está dispuesto a recibir la ayuda de China para manejarlo».

En los últimos años, China se ha convertido en el principal socio comercial de Rusia.

En 2018, el volumen de negocios entre ambos países ascendió a los US$107.000 millones, un 27,1% mayor respecto al año anterior, según datos del Ministerio de Desarrollo Económico de Rusia.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído