El Ejército pone fin al motín de los oficiales

ANTANANARIVO, 20 (Reuters/EP)

El balance final de la irrupción del Ejército en los barracones de los oficiales disidentes es de al menos 16 detenidos, según han informado fuentes oficiales. Las autoridades han puesto fin así a cuatro días de amotinamiento contra el presidente del país, Andry Rajoelina.

Los oficiales rebeldes hicieron el miércoles un llamamiento a la rebelión coincidiendo con la votación de la nueva Constitución elaborada por el Gobierno de Rajoelina. Sin embargo, su pronunciamiento no fue secundado por el resto del Ejército.

Testigos presenciales informaron de repetidos tiroteos durante más de 20 minutos tras el inicio del asalto, realizado por unos 100 militares. Poco después del fin de los disparos, un convoy de más de una decena de vehículos abandonó el cuartel, situado a las afueras de la capital, Antananarivo.

Los oficiales rebeldes «estaban dispuestos a entregarse, pero soldados de bajo rango abrieron fuego», explicó el coronel Julien Ravelomihary, presente durante el asalto, en declaraciones a Reuters. Otro soldado, que participó en la operación, indicó que los oficiales finalmente se rindieron.

Un responsable de la policía militar informó bajo condición de anonimato del arresto de 16 disidentes. Seis fueron llevados a la prisión de Tsiafahy y los otros diez permanecen retenidos en un cuartel de la policía militar para ser interrogados, explicó. Los oficiales están acusados de rebelión y de amenaza a la seguridad por la fuerza.

El asalto ha ocurrido un día después de que los jefes del Ejército mantuvieran negociaciones con los rebeldes para intentar resolver el conflicto sin violencia.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído