Maduro y sus secuaces, asustados por las encuestas, están dispuestos a impedir una consulta electoral

La oposición democrática pasa a la ofensiva en las calles y en la política de Venezuela

María Corina Machado, Lilian Tintori y otras esposas de presos encabezan la protesta en la capital venezolana

La oposición democrática pasa a la ofensiva en las calles y en la política de Venezuela
Lilián Tintori, encabeza una marcha de mujeres opositoras en Caracas. EP

Mujeres antichavistas exigen que se reactive el referéndum contra Maduro

Miles de opositoras venezolanos salieron este 22 de octubre de 2016 a protestar en las calles de Caracas por la suspensión del referéndum revocatorio contra el presidente Nicolás Maduro, a quien no se cansaron de calificar «dictador» y «usurpador».

Las mujeres tomaron las autopistas y paralizaron la ciudad de este a oeste para exigir que la consulta se celebre este año. La exdiputada María Corina Machado, acompañada por Lilian Tintori, Patricia de Ceballos y otras esposas de presos políticos, estuvieron secundadas por una multitud de seguidores que pidieron la salida de Maduro.

El pasado jueves, el poder electoral suspendió la segunda fase necesaria para activar el revocatorio, que consistía en la recogida del 20% de las firmas del electorado, prevista la próxima semana.

La Mesa de la Unidad Democrática (MUD) ha llamado a sus seguidores a tomar las calles de Venezuela hasta «restituir la democracia». Este ultimátum llega después de que el Consejo Nacional Electoral (CNE), en respuesta a las decisiones de cinco tribunales de provincias, decidiera suspender de momento la organización del referéndum revocatorio contra el presidente, Nicolás Maduro, promovido por la oposición como solución a la generalizada crisis del país.

Lo más destacable de la rueda de prensa ofrecida la noche del viernes por la MUD es la articulación de varias iniciativas que buscan o la rectificación del régimen chavista o su salida del poder en breve.

Maduro y sus más cercanos parecen dispuestos a impedir una consulta electoral mientras las encuestas les sigan siendo desfavorables.

La apuesta del gobernante venezolano por seguir el camino de su predecesor Hugo Chávez -imponer un modelo centralista, de clara vocación autoritaria y enemigo de la alternancia que supone el ejercicio de la democracia- ha llevado al país al borde del abismo: una criminalidad rampante, la más alta inflación del mundo y la ausencia de un pacto de convivencia entre los venezolanos.

Después de que el excandidato presidencial Henrique Capriles denunciara que ha ocurrido un golpe de Estado, toda la oposición parece estar unida en un mismo propósito.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído