"Sería una transacción muy peligrosa"

EEUU advirtió a gobiernos y empresas que habrá represalias para los que colaboren en los envíos de combustible de Irán a Venezuela

“Hemos alertado a los puertos en el camino" entre Teherán y Caracas, dijo el funcionario Elliott Abrams

EEUU advirtió a gobiernos y empresas que habrá represalias para los que colaboren en los envíos de combustible de Irán a Venezuela

El gobierno de Donald Trump advirtió a gobiernos extranjeros, puertos, compañías navieras y aseguradoras que podrían enfrentar severas sanciones si ayudan a la flotilla de petroleros de Irán que lleva combustible a Venezuela, dijo el viernes Elliott Abrams a Reuters, en busca de evitar nuevos envíos.

El representante especial estadounidense para Venezuela señaló que la campaña de presión se está librando “para asegurarse de que todos reconozcan que ayudar sería una transacción muy peligrosa”.

Cuatro petroleros iraníes llegaron a aguas venezolanas para entregar combustible, mientras que otro está en camino, en una señal de la profundización de los lazos entre Irán y Venezuela, países OPEP que tienen tensas relaciones con Estados Unidos.

“Hemos alertado a la comunidad naviera de todo el mundo, a los propietarios de buques, capitanes de buques, aseguradoras de buques, y hemos alertado a los puertos en el camino entre Irán y Venezuela”, dijo Abrams en una entrevista, en la que agregó que las advertencias diplomáticas se han enviado en privado a gobiernos “de todo el mundo”.

Una persona familiarizada con el asunto dijo que uno de ellos era Gibraltar, situada en la ruta de los petroleros. Un funcionario estadounidense informó que se había pedido a varios países que negaran los servicios portuarios.

“No creo que encuentren propietarios de barcos, aseguradoras, capitanes y tripulaciones dispuestos a participar en estas transacciones en el futuro”, sostuvo Abrams.

El funcionario predijo que el combustible solo duraría unas pocas semanas y en su mayoría sería desviado hacia leales a Nicolás Maduro. La escasez se ha agudizado debido a las sanciones de Estados Unidos contra el régimen chavista, bajo cuyo gobierno se ha producido un colapso económico.

El régimen de Irán envió buques cargados con 245 millones de litros de gasolina, algunos de los cuales ya llegaron a las costas venezolanas. Sin embargo, Washington logró interrumpir el arribo de dos de ellos amenazando con sanciones a los transportistas, confirmaron autoridades estadounidenses este viernes al periódico Wall Street Journal.

Dos buques de bandera liberiana y propiedad griega, cargados con productos petrolíferos iraníes que se dirigían a Venezuela, detuvieron sus entregas después de la amenaza de sanciones, confirmaron autoridades estadounidenses al diario citado.

Se esperaba que los dos buques cisterna -el Bering y el Bella- llegaran a Venezuela después de que otros cuatro barcos iraníes que transportaban gasolina arribaran al país, el más reciente el miércoles. Otro petrolero de propiedad iraní también se dirige a Venezuela.

El régimen venezolano de Nicolás Maduro y la República Islámica, ambos objetivos de las sanciones de EEUU, describieron los envíos de petróleo como “un golpe a la administración Trump”.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído