La FIP protesta contra la expulsión de Angeles Espinosa de Irán y dice que es una «víctima del secretismo»

La Federación Internacional de Periodistas (FIP) ha protestado contra la decisión del gobierno iraní de anular el permiso de residencia y la tarjeta de prensa de la corresponsal de ‘El País’ Angeles Espinosa y ha asegurado que la periodista es una «víctima del secretismo y de la intolerancia».

«Es otro intento del régimen iraní de silenciar el reporterismo independiente sobre lo que sucede en el país», ha afirmado en un comunicado el secretario general de la FIP Aidan White, quien ha atribuido la expulsión de la periodista al «miedo» de los líderes iraníes a «someterse al escrutinio público».

Espinosa, corresponsal desde hacía cinco años del diario ‘El País’ en Irán tendrá que abandonar el país antes del 24 de octubre. Según la FIP, su expulsión está relacionada con la información que publicó sobre el caso de Sakineh Ashtiani, condenada a muerte por lapidación, y con su entrevista a Ahmad Montazerí, hijo de un ayatollah disidente.

«La hostilidad del régimen del presidente Ahmadineyad hacia la libertad de prensa dirige a ese país por el estrecho sendero de una sociedad cerrada», ha señalado White.

Las autoridades iraníes han detenido y encarcelado a docenas de trabajadores de los medios de comunicación, según la FIP. Además, más de un centenar de periodistas iraníes ha huido hacia el exilio, al menos 20 periódicos han sido cerrados y miles bitácoras o blogs han sido bloqueados en la Red.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído