Pakistán. Cruz Roja duplica su petición de dinero para ayudar a un millón de personas en invierno

La Federación Internacional de Sociedades Nacionales de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja (FICR) ha duplicado su llamamiento de emergencia para atender las necesidades de los damnificados por las recientes inundaciones en Pakistán, ya que, a las puertas del invierno, casi un millón de personas aún viven en tiendas de campaña y bajo toldos alquitranados.

La FICR solicita ahora unos 130,67 millones de francos suizos (casi 98 millones de euros) para prestar ayuda de emergencia y asistencia de recuperación a más largo plazo a 910.000 de personas durante los dos próximos años.

Para la FICR, lo más inmediato es distribuir una segunda ronda de alimentos a 350.000 personas afectadas de las provincias de Sindh y Punjab, así como proporcionar refugio de invierno a los que perdieron su casa en las inundaciones repentinas y los desprendimientos de tierra en Khyber Pakhtunkhwa.

«La gente se quedó sin nada. No dispone de alimentos ni refugio adecuados y no podemos permitir que pase hambre y frío durante el invierno. Todavía estamos en medio de una crisis masiva y teniendo que estirar aún más nuestros recursos», señaló Nelson Castaño, coordinador de Operaciones de la FICR.

La falta de alimentos preocupa particularmente a la federación, pues unos 15.000 kilómetros cuadrados de tierra de cultivo fueron dañados o destruidos por las inundaciones en Sindh y Punjab, principales zonas de producción de arroz, algodón y caña de azúcar.

«Tanto si volvieron a su pueblo como si aún duermen en campamentos, los damnificados necesitan ayuda. En Pakistán, un 13% de la población sufre de desnutrición. Si no nos ocupamos de esas familias, la cifra seguirá aumentando», añadió Castaño.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído