Damasco denuncia la muerte de 12 uniformados y varios civiles a manos de terroristas

La agencia de noticias SANA ha informado de la muerte de 12 miembros de las fuerzas de seguridad y varios civiles a manos de los grupos terroristas que supuestamente operan en Siria. En concreto, ha denunciado «atroces masacres» en la ciudad de Homs, que han acabado con la vida de al menos cuatro mujeres.

SANA apunta que nueve miembros de las fuerzas de seguridad –cinco conscriptos, un cabo, un sargento, un teniente y un suboficial– y un civil han muerto a manos de grupos terroristas «mientras cumplían con sus obligaciones» en las ciudades de Damasco, Homs, Hama, Deraa, Aleppo e Idleb.

Los cadáveres han sido trasladados en una «solemne procesión» desde los Hospitales Militares de Tishreen y Zahi Azraq, en Damasco, y los de Aleppo y Lattakia hasta el cementerio.

Las familias han expresado su orgullo por la muerte de sus seres queridos como «mártires», así como su voluntad de sacrificio en defensa de la estabilidad y la seguridad de Siria frente a las conspiraciones extranjeras y terroristas que amenazan el país.

En Idleb, al menos tres miembros de las fuerzas de seguridad y un número indeterminado de terroristas han muerto en el enfrentamiento que han protagonizado en la localidad de Taftanaz. Al término de los combates, las autoridades han detenido a varios terroristas y han confiscado sus armas.

En la carretera que une las localidades de Jan Sheijoun y Marrat al Numan, un grupo terrorista ha atacado a una patrulla. Una fuente de seguridad consultada por SANA apunta que en el enfrentamiento ha muerto un terrorista.

«MASACRES» EN HOMS

Por otro lado, SANA ha detallado que los grupos terroristas han cometido «otras dos atroces masacres» en el distrito de Dir Baalab, en Homs, acabando con la vida de cuatro mujeres y de otras personas que habían sido secuestrados.

Los terroristas han matado a las cuatro mujeres que estaban en el interior de una de las viviendas que han asaltado, mientras que en una granja han matado «a sangre fría» a varios civiles que habían sido secuestrados, «mutilando y quemando sus cuerpos».

Según la agencia de noticias, los terroristas han «aterrorizado» a los ciudadanos de Dir Baalab obligándoles a huir y han asaltado propiedades públicas y privadas, como la Facultad de Ingeniería Química y Petroquímica de la Universidad Al Baath.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído