Un alto cargo de Defensa de EEUU, acusado de ordenar espionaje ilegal

WASHINGTON, 28 (Reuters/EP)

Un miembro relevante del Departamento de Defensa de Estados Unidos violó las reglas del Pentágono y engañó deliberadamente a altos mandos militares al crear una operación de espionaje en Afganistán y Pakistán, en la cual intervinieron contratistas privados, según se extrae de la investigación llevada a cabo por el Ejército.

El portavoz David Lapan cree que deben continuar las pesquisas «de las declaraciones engañosas e incorrectas» que hizo Michael Furlong. Este habría contratado los servicios de empresas de seguridad que emplean a antiguos militares y miembros de la CIA. El secretario de Defensa, Robert Gates, fue quien ordenó iniciar la investigación en marzo.

El ‘New York Times’ publica que los asalariados reunieron información sobre presuntos milicianos y la facilitaron a las unidades militares para organizar ataques a los dos lados de la frontera entre Afganistán y Pakistán. Un portavoz del Pentágono niega conocer nada de la historia del diario neoyorquino.

Furlong se ha mostrado enfadado por las conclusiones de la investigación, y denuncia que el Departamento de Defensa no se ha entrevistado con él en ningún momento. Sostiene que contó con el visto bueno de altos cargos destinados en Afganistán y que no engañó a nadie.

El medio precisa que el contrato, firmado con la empresa Lockheed Martin Corp, ascendía a 22 millones de dólares (casi 16 millones de euros).

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído