En la ciudad tejana de Edinburg, a 35 kilómetros de la frontera con México

Detienen a dos personas por retener en sus casas a 115 inmigrantes

Sin comida ni agua, los habían encerrado en viviendas protegidas por cadenas y rejas

Detienen a dos personas por retener en sus casas a 115 inmigrantes
Una inmigrante con su hija. PD

La Policía ha detenido a dos personas por retener a 115 inmigrantes irregulares en tres casas de la ciudad fronteriza de Edinburg (Texas), sin comida ni agua durante días, según han informado las autoridades judiciales.

La Policía recibió el 3 de mayo de 2012 una llamada de teléfono de uno de los inmigrantes retenidos en una de las casas. Según han explicado los agentes, la vivienda estaba protegida con cadenas y rejas en ventanas y puertas.

Al llegar al inmueble, los uniformados encontraron a 50 inmigrantes. Pocos minutos después, decenas de ‘sin papeles’ salieron de las otras dos viviendas, hasta sumar un total de 115.

Las víctimas aseguran que han pasado hasta tres días sin comida ni agua. Siete de ellas han tenido que ser ingresadas por deshidratación.

El portavoz de la Policía de Edinburg, Oscar Trevino, ha declarado:

Es una locura. No había comida, agua o luz. No había nada en las casas.

El juez Peter Ormsby ha ordenado detener a Vicente Ortiz y a Marcial Salas, dos mexicanos de 24 años de edad, por retener a los inmigrantes. Ortiz está acusado de conducirles desde la frontera hasta las casas. Salas, por su parte, ha dicho que su compañero le ofreció 500 dólares (380 euros) semanales por ayudarle.

Uno de los inmigrantes, de nacionalidad hondureña, ha relatado a las autoridades estadounidenses que Salas recibía a los nuevos inquilinos con la frase ‘bienvenidos al infierno’.

Otro inmigrante ha indicado que Salas trasladaba a los inmigrantes desde Río Grande y les amenazaba con pegarles o matarles si no permanecían quietos.

Te puede interesar

Autor

Javier Velasco-Arias

Javier Velasco-Arias, biblista y educador.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído