La víctima tenía los brazos y las manos cubiertas de sangre

[Vídeo] Se quema vivo atrapado en su disfraz de Halloween entre las risas de la gente

Asistía a un concierto en plena vía pública, y casi todos se creyeron que se trataba de una broma macabra

Varias personas reaccionan en cambio y se abalanzan sobre la bola de fuego en la que se había convertido

Ocurrió durante la noche de Halloween en Los Angeles (California) y si no fuera por el vídeo y el fatal resultado, todo el mundo que asistió al atroz ‘espectáculo’ seguiría pensando que todo era una macabra broma. Pero no.

Según da cuenta ‘Los Angeles Times‘, Gilbert Estrada, de 51 años, murió a causa de las quemaduras que sufrió al incendiarse su disfraz mientras asistía a un concierto en la vía pública.

Los hechos transcurren con cientos de personas alrededor que no le ayudan y que, para colmo, jalean entre risas y gritos de ánimo la escena, aún después de que quede inerte en el suelo.

Varias personas reaccionan en cambio y se abalanzan sobre la bola de fuego en la que se había convertido Gilbert y comienzan a tirarle agua y le golpean para sofocar las llamas. Ya era demasiado tarde.

LOS BRAZOS Y LAS MANOS ENSANGRENTADAS

Trasladado al centro médico Cedars-Sinai, fallecía al día siguiente a causa de las terribles quemaduras. Según citado diario un testigo del macabro acontecimiento aseguró que cuando lograron apagar el fuego, la víctima tenía los brazos y las manos cubiertas de sangre.

Casi una semana después la policía de Los Ángeles sigue investigando los hechos. No saben si se trata de un horrible accidente que se podría haber provocado cuando Estrada encendía un cigarrillo, o de si se podría tratar de un asesinato.

 

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído