Los expertos piden prudencia en el uso de medicamentos que podrán perjudicar la salud

Trump se automedica con hidroxicloroquina para evitar el COVID-19: ¿qué hace este fármaco y cuáles son sus graves efectos?

A pesar de ser habitualmente usado contra la malaria y el reumatismo, aún no existen estudios que demuestren su impacto real en el coronavirus

Trump se automedica con hidroxicloroquina para evitar el COVID-19: ¿qué hace este fármaco y cuáles son sus graves efectos?
Donald Trump PD

Donald Trump genera una nueva polémica por sus ‘curas’ al COVID-19.

Tras recomendar inyectar desinfectante en los pulmones, el presidente de EEUU desvela su ‘remedio casero’ para evitar contraer el coronavirus.

Según desveló en una comparecencia pública, está tomando hidroxicloroquina y zinc a diario. Sin embargo, los expertos no están de acuerdo con la decisión del líder de EEUU y advierten a la población en general.

La hidroxicloroquina es un fármaco que se usa habitualmente contra la malaria y el reumatismo. Sin embargo, aún está en fase experimental como una posible solución ante el COVID-19.

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (Aemps), advierten de que «aunque existen ensayos clínicos en marcha en España y en el resto del mundo, no existe por el momento evidencia procedente de ensayos clínicos controlados que permitan recomendar un tratamiento específico para SARS-CoV-2. La información general recogida de los distintos medicamentos es orientativa».

Por el momento, los diferentes ensayos llevados a cabo en hospitales de todo el mundo apuntan a «estrategias terapéuticas potenciales» en las que se emplean fármacos como los arriba indicados.

En una nota informativa actualizada el 14 de mayo, la Aemps insiste en que «actualmente ningún ensayo clínico controlado y aleatorizado ha demostrado la eficacia de la cloroquina ni la hidroxicloroquina para el tratamiento de pacientes con COVID-19».

Un uso arriesagado

En los pacientes con otras patologías cardíacas, el uso de la hidroxicloroquina ha de vigilarse de forma «estrecha», pues se ha visto recientemente que este medicamento puede ocasionar trastornos del ritmo cardíaco.

Asimismo, las autoridades sanitarias han advertido de que el uso de la hidroxicloroquina para tratar a pacientes con COVID-19 puede derivar en trastornos neuropsiquiátricos como cuadros agudos de psicosis, intento de suicidio o suicidio consumado.

“Los trastornos en el comportamiento aparecieron principalmente durante los primeros días de tratamiento y, o bien se habían descartado los antecedentes psiquiátricos o se desconocía esta información. Prácticamente la totalidad de los pacientes recibieron una dosis inicial de 800 mg el primer día seguida de una dosis de 400 mg diarios», explica la nota de la Aemps.

Aunque en la aparición de estos cuadros psiquiátricos pueden influir otros factores que pueden estar presentes en cada paciente como por ejemplo la propia enfermedad, estas reacciones están descritas por las autoridades sanitarias españolas para la cloroquina y la hidroxicloroquina.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído