Faltan solo 44 días para los comicios

Allan J. Lichtman, el gurú que acertó el resultado de 8 de las últimas 9 elecciones, vaticina quién será el próximo presidente de EEUU

La batalla por la Casa Blanca está muchos más ajustada de lo que dicen lo sondeos

Allan J. Lichtman, el gurú que acertó el resultado de 8 de las últimas 9 elecciones, vaticina quién será el próximo presidente de EEUU
Allan J. Lichtman. PD

Vaya por delante que esta vez falle Allan J. Lichtman, como le pasó en el año 2.000.

El profesor de historia de la American University, desarrolló en 1981 un sistema que le permitió pronosticar exitosamente al vencedor de todos los comicios presidenciales desde 1984, con la única excepción de los controvertidos del 2000.

Hace cuatro años, fue de los pocos que predijo que Donald Trump le ganaría a Hillary Clinton.

Predecir el futuro es una utopía que se remonta a los orígenes de la humanidad. Desde las pitonisas de la antigua Grecia, todo tipo de personajes lo han intentado con distintos métodos a lo largo de la historia y a través de diferentes culturas. La ciencia moderna sabe que es imposible, pero en los más variados campos se inventaron métodos para hacer pronósticos acerca de lo que puede suceder, basados en la información disponible en el presente.

Las predicciones son especialmente difíciles en política, porque el comportamiento humano tiene siempre altas dosis de incertidumbre. Ya hay demasiados ejemplos de la escasa capacidad anticipatoria de las encuestas, que son el instrumento más difundido en los medios de comunicación para prever el resultado de una elección. Existen métodos predictivos más sofisticados en ciencia política, pero con resultados mixtos.

Allan J. Lichtman no es un oráculo ni un politólogo. Es un historiador que se hizo célebre en Estados Unidos por su notable precisión para anticipar el futuro político. Desde 1973 es profesor de historia en la American University de Washington DC y en 1981 desarrolló un sistema que le permitió predecir exitosamente el ganador de todas las elecciones presidenciales desde 1984 hasta 2016.

La única excepción fueron los comicios del 2000, los más disputados de todos los tiempos.

Al Gore recibió más votos que George W. Bush —como él había predicho—, pero perdió en el Colegio Electoral luego de que dieran ganador al candidato republicano en Florida por una diferencia menor a mil sufragios, en una elección que terminó siendo judicializada.

La reelección de Ronald Reagan en 1984 fue la primera elección que predijo Lichtman (Photo by Mark Reinstein/Shutterstock )Lichtman no creó su método solo. Lo hizo junto a Vladimir Keilis-Borok, un importante matemático y geólogo ruso que había ideado un sistema para pronosticar terremotos. Con esa misma lógica, diseñaron un mecanismo que no se basa en especulaciones ni en encuestas, sino en la historia. Bajo la premisa de que los ciudadanos conciben al voto como una forma de premiar o castigar al gobierno, estudiaron en profundidad todas las elecciones entre 1860 y 1980 para buscar qué variables se presentaban asociadas a triunfos oficialistas y cuáles a derrotas. Encontraron que había 13 especialmente significativas.

Lichtman publicó en 1996 The Keys To the White House (“Las claves para la Casa Blanca”; Lanham: Rowman & Littlefield), el libro en el que plasmó su teoría, que a esa altura ya había sumado varios aciertos. Aunque ninguno fue tan resonante como el de 2016. Cuando todas los sondeos y la gran mayoría de los analistas y pronosticadores vaticinaban una victoria de Hillary Clinton, Lichtman dijo que Donald Trump iba a ganar. El Presidente se lo agradeció.

“Estoy aquí sentado en mi estudio y tengo sobre mis hombros una nota escrita sobre una entrevista que me realizó The Washington Post en septiembre de 2016, cuando predije que Trump iba a ganar. Dice: ‘Profesor, felicitaciones. Buena decisión’. Y en letras grandes, con marcador, está firmada por Donald J. Trump. Reconoció mi predicción, pero no comprendió el significado profundo de las claves, que es que cuando eres el presidente, y no el contendiente, te juzgan por tus logros. Lo que cuenta es el gobierno”, dijo Lichtman en una entrevista con Infobae, en la que, además de pronosticar quién será el próximo presidente, analizó en profundidad la encrucijada política en la que se encuentran los Estados Unidos.

SU PRONÓSTICO

“A fines de 2019, las cosas lucían muy bien para Donald Trump, aunque yo aún no había dado mi veredicto final. Eran negativas 4 claves, 2 por debajo del umbral de 6: mandato partidario, escándalo, la ausencia de grandes éxitos de política exterior, y que no es carismático. Pero todo cambió en 2020, con la peor pandemia en 100 años y reclamos por justicia social y racial. Como resultado, perdió 3 claves más: la economía de corto plazo; la economía de largo plazo; y la clave del conflicto social, por toda la furia que hay a lo largo del país. Así que Trump pasó de 4 a 7 claves negativas, una más de las necesarias para predecir una derrota. Mi predicción final es que Trump será el primer presidente estadounidense en perder una reelección desde que Bill Clinton derrotó a George H. W. Bush en 1992”.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído