El Constitucional debate la ley que permite a Berlusconi no acudir a juicios

El Constitucional debate la ley que permite a Berlusconi no acudir a juicios
Silvio Berlusconi. EFE

El Tribunal Constitucional italiano comenzó hoy la discusión de la llamada ley del «legítimo impedimento», a la que ha echado mano en varias ocasiones el presidente del Gobierno, Silvio Berlusconi, para no declarar en los tres juicios que tiene pendientes.

En medio de una gran expectación y fuerte presencia de periodistas italianos y extranjeros, los quince magistrados que componen el Alto Tribunal comenzaron las deliberaciones y se espera que el próximo jueves se conozca el veredicto.

A la audiencia asiste incluso la juez María Rita Saulle, que está enferma. La magistrada llegó en silla de ruedas y su presencia, según los medios italianos, demuestra la importancia de los votos, ya que siete de los quince magistrados están en contra de la ley, cinco a favor y tres indecisos.

En el caso de que el Tribunal Constitucional convalide la ley, Berlusconi y sus ministros podrían continuar aplazando sus procesos judiciales alegando «legítimo impedimento» para no acudir a las vistas, mientras que en el caso de invalidación de la norma los juicios en los que está imputado el jefe del Gobierno podrían ser reanudados.

La intervención del Constitucional fue solicitada por los tribunales encargados de juzgar al mandatario en los conocidos como «caso Mills», «caso Mediaset» y «Mediatrade», en los que Berlusconi está acusado de corrupción en acto judicial y fraude fiscal.

En esos procesos, los abogados del primer ministro se acogieron al «legítimo impedimento» para suspender las vistas en las que estaba previsto que el mandatario acudiera a testificar.

Esta es la segunda vez desde abril de 2008, cuando se inició esta legislatura, que el Constitucional italiano es llamado a pronunciarse sobre una ley que afecta a los juicios en los que se ha visto implicado Berlusconi.

En octubre de 2009 el Alto Tribunal invalidó el conocido como «Lodo Alfano», que otorgaba inmunidad a los cuatro mayores cargos del Estado y que había permitido la suspensión de los procesos contra el jefe de Gobierno.

Mientras la sentencia se espera para el jueves, el Constitucional tiene previsto decidir mañana, miércoles, sobre si admite seis referendos, cuatro contra la privatización del agua, uno contra la energía nuclear y otro para cancelar definitivamente el «legítimo impedimento».

Estos dos últimos han sido presentados por el partido opositor Italia de los Valores (IDV), del ex juez anticorrupción Antonio Di Pietro.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído