Avance laborista en los primeros resultados de las municipales británicas

Avance laborista en los primeros resultados de las municipales británicas
El alcalde de Londres, Boris Johnson. EP

Los primeros resultados de las elecciones municipales de Inglaterra, Gales y Escocia, celebradas hoy, muestran un importante avance del Partido Laborista, mientras que los dos partidos en el Gobierno británico, los conservadores y lideraldemócratas, pierden apoyos.

Los resultados definitivos no se conocerán hasta bien entrada la tarde del viernes, ya que Escocia y Londres no empezarán contar votos hasta mañana, pero los 20 municipios que terminaron el recuento antes de las 00.00 (GMT) indican un avance significativo del Partido Laborista, el primero de la oposición.

A pesar de la pequeña muestra los analistas coinciden que esta tendencia será la tónica de la noche.

Según los primeros resultados, los laboristas ganan de momento 88 concejales, los conservadores pierden 60 y los liberaldemócratas ceden 23.

Además, los «tories» pierden de momento el control de cinco ayuntamientos, y mantienen cuatro, mientras que los laboristas ganan cuatro y suman 12.

El Partido Conservador espera pérdidas, algo que históricamente sucede a las formaciones políticas en el Gobierno, y los primeros resultados muestran también un duro castigo a sus socios de coalición, los liberaldemócratas, que en las elecciones locales de 2001 sufrieron ya un duro varapalo.

En los comicios de hoy se eligen 5.000 ediles en 181 municipios, además de los alcaldes de las ciudades inglesas de Salford, Liverpool y Londres.

El recuento comenzó en un tercio de los colegios electorales nada más terminar las votaciones y sus resultados se irán conociendo lentamente esta madrugada.

Sin embargo, el recuento en el resto, los de Escocia y la capital británica, no comenzará hasta mañana, por lo que los resultados completos no se conocerán hasta bien entrada la tarde del viernes.

No habrá una cifra definitiva sobre la participación hasta que se acabe el recuento, pero los primeros datos hacen prever que la movilización de votantes será históricamente baja.

En Inglaterra, en 2008, la participación no llegó al 35 por ciento, mientras que en Gales fue del 43,7 por ciento, y en Escocia, un año antes, alcanzó el 52,8 por ciento, ya que los comicios coincidían con las elecciones al parlamento de Edimburgo.

Autor

Irene Ramirez

Irene Ramirez. Responsable de campañas en Grand Step. Fue redactora de Periodista Digital entre 2012 y 2013.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído