La principal hipótesis de Scotland Yard es que el atacante tenía problemas mentales

Un tipo enloquecido se lanza contra la gente a cuchilladas y mata a una mujer y hiere a cinco en Londres

Los agentes, que redujeron al sujeto con un disparo eléctrico de 50.000 voltios, no descartan el móvil terrorista

Apenas unas horas antes, la Policía británica había anunciado el despliegue de 600 agentes adicionales para reforzar la seguridad en Londres, tras los ataques en Francia y Alemania

La Policía de Londres ha capturado al facineroso de 19 años que mató con un cuchillo a una mujer y dejó otros cinco heridos en Russell Square, en el centro de la capital británica, a última hora del 3 de agosto de 2016.

Se desconoce de momento la motivación del atacante, un joven noruego, aunque todo apunta a que está trastornado.

El comandante de Scotland Yard, Mark Rowley, ha asegurado que la «salud mental» del hombre es un «factor significativo» del ataque y la «principal línea de investigación» sobre la que se trabaja, si bien no descarta la posibilidad de que se trate de un atentado terrorista.

El sujeto fue reducido con una pistola eléctrica, que lanza ‘impactos’ de 50.000 voltios.

Scotland Yard recibió una llamada a las 22.33 (hora local) con la información de que un hombre tenía un cuchillo y que varias personas habían resultado heridas en Russell Square.

En el lugar se encontró a una mujer herida sobre el suelo, a la que se le brindaron primeros auxilios pero murió pocos minutos después.

Otras cinco personas también resultaron heridas. El sospechoso fue arrestado seis minutos después, cuando un policía empleó una pistola de electrochoque Taser.

El único dato que ha sido revelado de manera oficial sobre las víctimas es que la mujer fallecida tendría alrededor de 60 años. Tampoco se ha informado del estado de los heridos.

En un comunicado, la policía metropolitana indicó que ha reforzado la vigilancia en la zona. Los testigos hablan de una importante movilización policial y un cerco que se ha ido ampliando.

Apenas unas horas antes, la Policía británica había anunciado el despliegue de 600 agentes adicionales para reforzar la seguridad en Londres, tras los ataques en Francia y Alemania.

Russell Square es un importante centro cultural y turístico de Londres y la plaza más grande de la ciudad. En su perímetro se encuentran el Museo Británico, la Universidad de Londres y un bar considerado como el lugar que frecuentaba el escritor Oscar Wilde.

El parque fue escenario de otro ataque en julio de 2005, cuando una cadena de atentados terroristas dejaron unas 40 personas muertas y más de 700 heridas.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído