El sospechoso era un joven de 19 años que fue detectado después de activar una alarma

Pánico en Reino Unido: Un intruso intentó entrar con una ballesta al castillo de Windsor donde estaba Isabel II

El hombre logró escalar una pared con una escalera improvisada, pero fue interceptado por los guardias de la reina

Pánico en Reino Unido: Un intruso intentó entrar con una ballesta al castillo de Windsor donde estaba Isabel II
La reina Isabel II PD

El castillo de Windsor vivió momentos de máxima tensión.

La policía británica detuvo a un hombre acusado de infiltrarse en el terreno del castillo de Windsor, donde Isabel II pasó la Navidad, y los medios señalaron que el sospechoso portaba una ballesta.

La policía intervino después de que se activara una de las alarmas.

Un hombre de 19 años fue “detenido por ser el sospechoso de haber entrado en un espacio protegido y en posesión de un arma”, afirmó la policía en un comunicado en la noche del sábado. “Podemos confirmar que los procedimientos de seguridad se activaron poco después de que el hombre entrara en el terreno y que no accedió a ningún edificio”, añadió.

“Los miembros de la familia real fueron informados del incidente”, añadieron las fuerzas del orden.

La reina Isabel II, de 95 años, pasaba las fiestas de Navidad en el castillo de Windsor, a las afueras de Londres, que es ahora su residencia principal.

En sus primeras fiestas sin su marido Felipe, fallecido en abril a los 99 años, la reina recibió la visita el sábado de varios miembros de la familia real, como sus hijos Carlos y Eduardo, y sus cónyuges.

El diario Daily Mirror informó que el sospechoso fue localizado por las cámaras de vigilancia y que llevaba una ballesta. “Los agentes de seguridad no creían lo que veían”, indicó una fuente de la seguridad a este tabloide. Se desplegó un impresionante dispositivo de seguridad, según esta fuente, “para garantizar la seguridad de la reina”.

Para este diario, es previsible que haya “una importante evaluación de los procesos de seguridad” tras el incidente. El Mail on Sunday explicó que, además de la ballesta, el detenido usó una escalera hecha con cuerdas para subir las barreras de metal de la residencia.

Además, indicó que, aunque las ballestas son consideradas armas letales en el Reino Unido, no se necesita tener una licencia ni un registro.

En su mensaje de Navidad, que este año tuvo un tono muy personal Isabel II homenajeó a su difunto marido, el príncipe Felipe, y afirmó que lo echaba de menos. Tras haber pasado una noche en el hospital en octubre por motivos que no fueron difundidos, la reina recortó sus compromisos.

ENCUENTRA LOS PRODUCTOS QUE TE INTERESAN

¡¡¡ BÚSQUEDA DE LAS MEJORES OFERTAS ONLINE !!!

Obtener los mejores resultados de tu búsqueda de productos

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído