Al Qaeda confirma la muerte de dos de sus líderes la semana pasada

Al Qaeda confirma la muerte de dos de sus líderes la semana pasada
. Agencia EFE

El grupo «Estado Islámico de Irak», vinculado a Al Qaeda, confirmó hoy la muerte el pasado 18 de abril de dos líderes terroristas, Abu Ayub al Masri y Abu Omar al Bagdadi, en una operación conjunta entre tropas de Irak y de Estados Unidos.

En un comunicado difundido hoy en una página web islamista, el grupo expresa su pesar por el «martirio» de sus dirigentes, que describe como «héroes» y «caballeros».

La nota está firmada por Abu al Walid Abdel Wahab al Mashadani, identificado como el ministro de los Comités Legislativos del «Estado Islámico de Irak».

El pasado día 19, el Gobierno de Bagdad y el Ejército estadounidense anunciaron la muerte de Al Masri y Al Bagdadi en una operación conjunta efectuada el día anterior.

Cuatro días después, el pasado viernes 23, un total de 54 personas murieron en Bagdad y 180 resultaron heridas por varios coches-bomba y otros artefactos que estallaron en barrios chiíes o cerca de mezquitas, en unos atentados que aparentemente eran una respuesta a las muertes de los dos líderes de Al Qaeda.

Al Masri era el jefe militar de Al Qaeda en Irak y Al Bagdadi encabezaba la coalición «Estado Islámico de Irak», dominada por Al Qaeda y formada por varios grupos radicales.

Abu Ayub al Masri, alias con el que se conoce al terrorista identificado como Abu Hamzah al Muhayir, reemplazó al frente de Al Qaeda a Abu Musab al Zarqaui, muerto en un ataque aéreo estadounidense el 7 de junio del 2006.

Al Bagdadi, era un personaje esquivo cuya identidad estaba rodeada de muchas dudas y cuya muerte o detención había sido anunciada en anteriores ocasiones.

Era el alias de Hamid Dawud Mohamed Jalil al Zawi, líder del Estado Islámico de Irak y «Príncipe de los Fieles», según confirmaron los estadounidenses.

«Los dos jeques y el consejo de Shura (consultivo) del Estado (Islámico de Irak) estaban bien preparados para este día (el de su muerte)», dijo el grupo en la nota.

Además, el «Estado Islámico de Irak» asegura que los «cruzados» mintieron a la hora de explicar la naturaleza de la operación, ya que los dos terroristas no eran los verdaderos objetivos de ésta y su muerte fue algo inesperado para los estadounidenses y el ejército iraquí.

Según el «Estado Islámico de Irak», el día de la operación, Al Bagdadi recibía la visita de varias personas, entre las que se encontraba Al Masri, para tratar sobre algunos asuntos del grupo.

«Cuando llegaron las fuerzas atacantes, fueron repelidas y obligadas a retirarse», explica la nota

«No se atrevieron a pisar el lugar, hasta que bombardearon varios objetivos y se aseguraron su completa destrucción y la muerte de quienes estaban dentro. Entonces se sorprendieron por la presencia de los dos jeques (entre las víctimas)», añade el comunicado.

Al final del texto, el grupo anuncia «una buena noticia»: la incorporación de gran número de nuevos miembros y grupos en la coalición terrorista del «Estado Islámico de Irak», tras mantener conversaciones con ellos.

Entre estos grupos figura uno identificado como «Ejército de Abi Bakr el salafí», agrega el comunicado.

En Irak operan varios grupos terroristas de varios tendencias, aunque la mayoría de los atentados son responsabilidad del Estado Islámico de Irak, prácticamente integrado o dominado por Al Qaeda.

Los atentados del pasado viernes en Irak, que se cobraron 54 muertos en Bagdad y seis más en la ciudad de Ramadi, aun no han sido reivindicados.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído