El Gobierno israelí reubicará a 30.000 beduinos

El Consejo de Ministros israelí ha aprobado este domingo la reubicación de unos 30.000 beduinos que viven en asentamientos no reconocidos oficialmente en la región del desierto del Neguev.

El plan incluye compensaciones económicas y terrenos en otras zonas, lo que costará al Estado unos 6.800 millones de shekels (1.350 millones de euros), informa el diario israelí ‘Haaretz’.

Las organizaciones de beduinos ya han rechazado la iniciativa, que consideran «una declaración de guerra». Este mismo domingo unos 150 beduinos se han concentrado ante la oficina del primer ministro en Jerusalén para protestar contra la medida.

«Este Gobierno estúpido va a ser responsable de una intifada beduina en el Neguev», ha afirmado el diputado árabe-israelí Taleb al Sana, uno de los participantes en la manifestación. La iniciativa ha sido muy criticada por la minoría árabe-israelí, pero también por las organizaciones de defensa de los Derechos Humanos.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído