Ocio y Cultura
Clint Eastwood RS

Ya no quedan verdaderos mitos en Hollywood como hubo entre los años 40 y 60, exceptuando, si no existe alguno más, a Clint Eastwood. Recientemente se ha estrenado 15:17 Tren a París, un "thriller" que evoca el heroísmo de unos norteamericanos que evitaron un atentado terrorista en la capital francesa al reducir en un vagón de tren a un hombre armado que iba a cometer una acción sangrienta. El trío protagonista está formado por los mismos jóvenes que realizaron aquella gesta, según recoge Manuel Román en libertaddigital. Es la última película dirigida por Clint Eastwood, de las treinta y tantas que lleva ya realizadas. Como actor ha participado en cerca de sesenta. Sigue en forma, aunque ya puedan pesarle los años: en mayo próximo cumplirá ochenta y ocho desde que viniera al mundo en San Francisco. Vive en Carmel, California; allí fue alcalde dos años entre 1986 y 1988, partidario de los republicanos, donde en un viaje a Hollywood se acercaron a saludarlo nuestros entonces reyes don Juan Carlos y doña Sofía. Clint hace vida sana, juega al golf y pilota cuando necesita trasladarse a su estudio de rodaje en su propio helicóptero. En vez de llevar algún guardaespaldas porta un arma por si algún maníaco pudiera darle un susto. Dueño de Malpaso Productions desde 1967, empresa con la que ha ganado millones de dólares financiando las películas que interpreta o dirige, o las dos cosas al mismo tiempo. Hombre polifacético que también compone música y canciones relacionadas con el jazz, el country, y hasta grabó un disco cantando él mismo, del que sus enemigos dicen que sólo vendió seis ejemplares.

A Clint Eastwood se le pueden achacar muchas cosas, pero entre todas ellas no estará la de no ser un ejemplo de vitalidad y fortaleza. A sus 88 años, el genio californiano ha dirigido y protagonizado «Mula», la vida de un anciano que transporta droga entre la frontera de México y Estados Unidos porque no levanta sospechas por su senectud. Pero lo más comentado por aquellos que ya han visto el filme es la inusitada vida sexual del protagonista, que hace dos tríos durante el filme con jóvenes veinteañeras de las que, sumando su edad, apenas llegan a los 88 años de Clint Eastwood, según ABC.

Esta potencia sexual ha servido como excusa a los cómicos Pete Davidson y John Mulaney, que en el programa Saturday Night Live se explayaron haciendo bromas sobre Clint Eastwood. «Se hace dos tríos en la película, ¡Y él la dirige!», exclamó Mulaney mirando a cámara con complicidad. Ahí entró Pete Davidson, el cómico más joven en formar parte de la plantilla de SNL en las 44 temporadas que lleva en emisión, que preguntó: «Yo he hecho un trío en mi vida, tú imagino que ninguno, ¿no?». «Así es, señor», respondió Mulaney, que remató: «Pero después de ver a Clint Eastwood sé que esa ventana no se va a cerrar hasta dentro de 54 años... Así que ven a buscarme en 2073 en mi película "The Mula-ney", donde tendré 90 años y haré mi primer trío».

De hecho, en la propia película -no es un spoiler- su personaje, Earl Stone, bromea con que va a sufrir un infarto mientras una de las jóvenes, completamente desnuda, se tira encima de él en la cama. Antes ya había bailado con un grupo de prostitutas en la fiesta que organiza el jefe del cartel en honor de la mula en una escena en la que la cámara se recrea en los movimientos de las jóvenes.

Las bromas sobre la edad continuaron: «Pero lo más raro de la película no es que interprete a un traficante de droga de 90 años, lo más impresionante es que él conduce: "La mula" debe ser como una película de superhéroes para la gente mayor al ir de un tipo que conduce sin supervisión», se mofó Mulaney, que completó la línea del monólogo: «Cumple con otra fantasía de abuelo: que un hombre blanco de 90 años pueda hacer cualquier trabajo mejor que un mexicano, incluso cuando el trabajo es de narcotraficante mexicano».

Antes, Pete Davidson ya había definido «Mula» de una manera peculiar: «¿Recuerdan cuando Clint Eastwood regañó a una silla vacía en una convención de los republicanos? ¡Pues ahora lo ha convertido en una película!».

Pete Davidson es, a sus 25 años, uno de los cómicos más populares de Estados Unidos, sobre todo tras su relación con la estrella de la música Ariana Grande. Tras el idilio, llegó la ruptura, que llenó las portadas de las revistas de Estados Unidos porque Davidson amenazó con suicidarse a través de las redes sociales. Por ese motivo, estuvo dos meses apartado del programa más veterano de la televisión. Así que su primera aparición era un evento al otro lado del charco. Y parecía que iba a hablar de su situación personal. «He tenido unos meses realmente de locos y quiero hablar de algo que realmente es importante para mí», dijo el humorista. «Oh, vale, de tu salud mental», respondió el presentador Colin Jost. «No», respondió Davidson: «La nueva película de Clint Eastwood». Y dio paso al Mulaney, su compañero de sketch.