Ocio y Cultura
Valeria y Diana EE
El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Sepúlveda ha abierto diligencias previas por una posible agresión sexual

El caso del asesinato de Diana Quer es uno de los más duros y crueles de la crónica negra en España, pero cuando creíamos que no podía ser peor, ahora pasa esto. (Otro drama: un juzgado investiga la violación a Valeria, la hermana de Diana Quer)

Valeria Quer, hasta ahora, en la novelesca y nunca grata historia de su familia, había sido una secundaria.

El protagonismo, tristemente, fue para su hermana Diana, asesinada. El presente, sin embargo, la sitúa en un primer plano. Y no, precisamente, por algo deseable, según recoge David Palomo en El Español.

La joven ha presentado una denuncia por violación en el aniversario del hallazgo del cadáver de su hermana.

En el escrito cuenta que, en un viaje a Segovia, el amigo con el que compartía coche paró 65 kilómetros antes de llegar y la agredió sexualmente, según adelantó El Norte de Castilla.

Cuando ocurrieron los hechos, era menor de edad (El descubrimiento de una herida en la espalda de Diana Quer da un terrible giro al caso).

Entonces, no denunció. Pero ahora, con 18 años en el carné de identidad, ha decidido dar el paso. No quiere que ni ella ni nadie sufran la pena de su hermana, desaparecida en la madrugada del 21 al 22 de agosto en la localidad de Puerta del Caramiñal (A Coruña) y encontrada 497 días después, el 31 de diciembre de 2017, asesinada por José Enrique Abuín, alias El Chicle.

La supuesta violación se habría producido en el peor año de la joven. Primero, encontraron el cadáver de su hermana ese maldito 31 de diciembre de 2017; después, ella fue presuntamente violada por su amigo.

La denuncia la puso contra el joven en Pozuelo de Alarcón (Madrid) y ahora el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Sepúlveda (Segovia) ha abierto diligencias previas. El apellido Quer, de nuevo, envuelto mediáticamente por los titulares de prensa, algo inevitable.