ESPAÑA-MÚSICA

clipping

Enrique Iglesias dice que la presión de la fama es un sacrificio pequeño comparado con la recompensa

Agencia EFE, Domingo, 24 de junio 2007
El cantante Enrique Iglesias, famoso desde la cuna por el éxito de su padre y digno sucesor de éste con 40 millones de discos vendidos en todo el mundo a los 32 años, considera que la presión de la fama supone en su caso un "sacrificio muy pequeño en comparación con la recompensa".

"No nací famoso, nací cerca de la fama", explicó el artista en una entrevista concedida a EFE con ocasión de su paso fugaz por Mallorca (Islas Baleares, este del país) para participar en un programa de televisión alemán dentro del periplo mundial que promociona el séptimo disco de su carrera, "Insomniac".

Iglesias hizo estas reflexiones sobre la fama tras asegurar que ya ha superado la incomodidad que le generaba la comparación con su padre al principio de su carrera, cuando intentaba separarse de la sombra paterna "lo máximo posible".

Ahora es consciente de que es algo que "siempre va a estar ahí" y no le importa.

Su último disco está integrado por quince canciones (doce en inglés y tres en castellano) compuestas en su mayoría por Enrique durante tres años de trabajo.

"He sido más exigente y quise escribir y grabar más canciones que con los discos anteriores", porque "con más repertorio la probabilidad de tener buenas canciones es más grande", relató.

Es un disco, señaló el intérprete, "más diverso musicalmente; son tres años de trabajar con toda clase de productores, de rock a hip-hop, productores más pop, productores más latinos...; el disco es más completo".

Enrique destacó que le "gusta controlar mucho, a veces hasta demasiado", el proceso de elaboración de sus discos, pero sabe también que "es bueno dejarse influir por otros compositores y productores, para estar abierto a pegar un cambio".

"Si hay una cosa que no quiero es repetirme. Llevo doce años haciendo esto y ahora cuando lanzo un disco quiero estar cien por ciento satisfecho. Al fin y al cabo tengo que viajar por todo el mundo con este disco bajo el brazo, promoverlo, y estar convencido, ser optimista y estar satisfecho para poder hacerlo", afirmó.

"Insomniac" (insomne) es un título que refleja una de las características del cantante madrileño criado en Miami.

"Siempre he sufrido de insomnio. En este disco no habré puesto ninguna voz antes de las doce de la noche", señaló.

Integrado en la cartera de Universal, una de las grandes multinacionales del mercado musical, Iglesias no se siente por ello condicionado como artista ni en su vida o imagen pública.

"Si hay una cosa con la que he tenido suerte en mi carrera, es tener libertad artística. Para mí no tiene ninguna gracia si eres una marioneta y te dicen lo que tienes que cantar o lo que tienes que hacer", dijo.

Entre sus próximos compromisos, destaca su participación en el espectáculo "Live Earth", promovido por el ex vicepresidente estadounidense Al Gore en ocho ciudades de todo el mundo, en las que, el próximo 7 de julio, decenas de artistas célebres actuarán con el propósito de concienciar a la ciudadanía de la amenaza que supone el calentamiento global.

Enrique, que cantará en el concierto de Hamburgo, se ofreció para participar impresionado por el documental de Gore sobre el cambio climático ("Una verdad incómoda") y porque cree que tiene "cierta responsabilidad" por su capacidad para influir positivamente en la gente.

En otoño iniciará una gira para presentar en directo los temas de "Insomniac" y, más tarde, no le importaría insistir en la faceta de actor que recientemente ha probado participando en un capítulo de la exitosa serie estadounidense "Two and a Half Men".