Opinión
Wyoming burlándose en laSexta de Franco.

Ellos tienen sus muertos, que son un cerro,
Y nosotros los nuestros, que no son menos;
Si ellos a los suyos como al Becerro

De Oro de Aarón, porque eran buenos,
Hay que rendirles culto, y, por ser malos,
A los nuestros hundirlos en los cienos

Del olvido,... si esos son los regalos
De la Izquierda: -a las víctimas de Franco
Coronas de rosas, y varapalos,

Por sentar solo uno en el banco,
A los seis mil de Carrillo-,... ¡apaga y vámonos!...
Siempre en lo mismo: negro sobre blanco...

Sin ser paradoja: entre los diáconos
Que en esta Misa de Rojos más morbo
Tienen son, con el tal Sardá, los misántropos

De la Sexta, -quien más quien menos un sorbo
De mala uva, o para que no haya encono,
Lo que con bondad se dice... ¡un encono!.-

Tocan su flauta en este mismo tono,
El Maraña, el Escolar y el Aroca,
Y si viene el caso algún cara-mono

Con la sien más dura que el cristal de roca,
Y alguna fémina con lengua de víbora,
Que hiede a revancha si abre la boca...

Y por no darle más tinta a esta epístola,
Sereno como el mar en calma, sin saña,
La última y más curativa píldora:

El Iñaqui López, la sutil araña
Tejiendo su tela: aquél que no pretexta
Por la España Roja, pronto lo apaña
Con el "Pasa palabra"... ¡Joder con La Sexta!.