El Banco Central de Venezuela no suele publicar cifras por el control y falta de transparencia del régimen de Nicolás Maduro

El chavismo admite una inflación del 296% en los primeros cinco meses de 2020

La oposición liderada por Juan Guaidó afirma que la cifra es mucho mayor y que demuestra la incapacidad del régimen

El chavismo admite una inflación del 296% en los primeros cinco meses de 2020
La Venezuela chavista PD

El Banco Central de Venezuela (BCV) vuelve a manipular las cifras.

La institución, en manos de la dictadura venezolana y que pasó años ocultando todo dato macroeconómico, informó que la inflación acumulada durante los primeros cinco meses del año 2020 alcanzó el 295,9%.

Los datos brindados por la institución difieren de los ofrecidos por la Asamblea Nacional de Juan Guaidó, donde se estima una inflación acumulada entre enero y abril alcanzó el 341,61%.

Mientras que la AN ofrece datos inflacionarios todos los meses, el BCV no tiene una periodicidad fija.

El reporte chavista es el segundo que brinda la institución estatal desde que comenzó el año.

El BCV, que retomó la publicación de datos de inflación en 2019, mantuvo el silencio informativo al respecto durante 2016, 2017 y 2018, detalló en el reporte que el Índice de Precios al Consumidor (IPC) tuvo una variación del 27,5%, mientras que en mayo el incremento fue del 38,6%.

Por su parte, la AN situó la inflación de abril en un 80%, lo que supone una diferencia de 52,5 puntos respecto al dato brindado por el BCV.

El repunte de los últimos meses hace que Venezuela se mantenga en un escenario de hiperinflación en el que entró en noviembre de 2017 y que se mantiene a día de hoy.

Para que el panorama hiperinflacionario se revierta, se necesitan, al menos, tres meses por de debajo de los 50 puntos, según explicó en abril de 2019 el diputado opositor Ángel Alvarado.

En contraste, las cifras ofrecidas por el BCV en este año, se mantienen todas por debajo de los 50 puntos, salvo la inflación de enero, que llegó al 62,2%.

La Comisión de Finanzas del Parlamento venezolano empezó a ofrecer en enero de 2017 los datos del IPC debido a que el Banco Central (BCV) llevaba más de un año sin publicar la inflación y otros indicadores.

Venezuela es el país con las mayores reservas probadas de petróleo en el planeta, pero atraviesa desde hace más de un lustro por una profunda crisis que se expresa en contracción de la economía, en alta inflación y escasez cíclica de alimentos y medicinas.

El régimen de Nicolás Maduro achaca los problemas de la economía a una presunta “guerra económica” desde Estados Unidos con el apoyo de un sector de la oposición.

Pero la oposición traslada los problemas de la economía venezolana a las políticas de Maduro y a la caída del bombeo de la estatal petrolera PDVSA, que según cifras de la OPEP produce menos de 700.000 barriles diarios.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído