“El cordón sanitario hay que ampliarlo, eso es tarea de ya"

Cuarentena «radical» en Caracas: La polémica medida de Maduro contra el COVID-19 mientras se recrudece la dictadura

El régimen ha publicado que en las últimas 24 horas se han producido 98 nuevos casos de COVID-19 y que hasta el momento han fallecido 28 personas, mientras científicos del país destacan un subregistro estimado en entre 63 % y 95 %

Cuarentena "radical" en Caracas: La polémica medida de Maduro contra el COVID-19 mientras se recrudece la dictadura
El dictador Nicolás Maduro con su oposición fabricada.

El coronavirus sigue dando herramientas a las dictaduras para cercenar las libertades.

Y el caso de Venezuela, donde las libertad escasea más que la gasolina, no es distinto.

Este jueves 18 de mayo, el dictador Nicolás Maduro anunció que a partir de la próxima semana «radicalizará» la cuarentena en Caracas y en otros seis estados venezolanos.

La expansión del coronavirus es un hecho en el país, y ocurre después de una semana de reapertura parcial de la economía, según anunció este jueves el dictador Nicolás Maduro.

“El cordón sanitario hay que ampliarlo, eso es tarea de ya, ampliar el cordón sanitario sobre Colombia y Brasil, radicalizar la cuarentena de los próximos siete días, por lo menos, en Caracas, Miranda, Zulia, La Guaira, Aragua, Zulia y Bolívar”, sentenció Maduro en una reunión con el comité gubernamental encargado de la gestión del SARS-COV-2.

Pese al anuncio, el mandatario no especificó las medidas que se adoptarán sino que declaró que serán «extraordinarias y especiales para radicalizar» la cuarentena «a fondo».

Las medidas del dictador para contener el coronavirus han sido criticadas, hace unas semanas la ONU confirmó que un 98% de los tests que se aplican en Venezuela son defectuosos.

«Hasta el 21 de mayo, las autoridades han reportado haber realizado un total de 697.691 pruebas de diagnóstico de COVID-19, de las cuales se estima, según el último dato disponible, que unas 16.577 son pruebas PCR», destacó el más informe de la ONU en relación con la situación del coronavirus en en el país caribeño.

Ahora, Maduro ha implementado un sistema denominado 7+7, que quiere decir que durante siete días se hace una reapertura parcial de la economía y en los 7 días siguientes se regresa a la cuarentena.

Según reportes oficiales, Venezuela registró en las últimas 24 horas 98 casos de COVID-19 y hasta el momento han fallecido por la enfermedad 28 personas. No obstante, hay consenso de los científicos del país por la existencia de un subregistro que se ha estimado en entre 63 % y 95 %.

«En Venezuela tenemos una foto absolutamente inexacta de lo que está pasando con la epidemia, porque es el país que menos pruebas confirmatorias ha realizado por millón de habitantes en América Latina (…) Las llamadas pruebas rápidas, que son de origen chino, no es que son malas, es que son de muy limitado alcance», afirmó Gustavo Villasmil, médico internista y miembro del equipo del presidente interino Juan Guaidó.

En su discurso del jueves, Maduro aclaró que será el próximo domingo cuando se conozcan al detalle las nuevas medidas, sin embargo dejó conocer que el Metro de Caracas pudiera cerrarse, «me lo han recomendado» afirmó.

Las medidas llegan en medio del recrudecimiento de la dictadura, que esta semana se ha robado las siglas de los partidos políticos Acción Democrática y Primero Justicia, y hace unas semanas inició el camino para declara a Voluntad Popular, partido de Juan Guaidó, como organización terrorista.

Adicionalmente, el Tribunal Supremo de Justicia, bajo las órdenes de Maduro, reconoció una nueva directiva de la Asamblea Nacional y procedió al nombramiento de nuevo Consejo Nacional Electoral con autoridades del chavismo que ya anuncian que su principal objetivo es organizar unas nuevas elecciones parlamentarias.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Jesús Mitchelle Torres

Licenciado en ciencias fiscales (ENAHP – IUT), especialista en auditoría de Estado (Universidad Simón Bolívar) y magíster en gerencia pública (IESA) con siete años de experiencia como auditor de Estado en Venezuela.

Lo más leído