"La hidroxicloroquina y la azitromicina juntas pueden ser uno de los mayores cambios de juego en la historia de la medicina"

Un nuevo estudio da la razón a Trump: La hidroxicloroquina ayuda a los pacientes con COVID-19

Un estudio practicado en EEUU sobre pacientes con coronavirus encontró que el estudio, que los contagiados por COVID-19, tratados con hidroxicloroquina, tenían menos probabilidades de morir

Un nuevo estudio da la razón a Trump: La hidroxicloroquina ayuda a los pacientes con COVID-19
Donald Trump.

Un nuevo estudio da la razón a Donald Trump, la hidroxicloroquina ayuda a los pacientes a superar el COVID-19.

Los efectos del medicamento, que fue creado para tratar y prevenir a los pacientes con malaria, fueron probados por un equipo del Sistema de Salud Henry Ford en el sudeste de Michigan.

Según el estudio, que fue realizado sobre 2.541 pacientes hospitalizados, los que fueron tratados con hidroxicloroquina tenían menos probabilidades de morir.

El Dr. Marcus Zervos, jefe de división de enfermedades infecciosas para el Sistema de Salud Henry Ford, dijo que el 26% de los que no recibieron hidroxicloroquina murieron, en comparación con el 13% de los que recibieron el medicamento. El equipo revisó a todos los tratados en el sistema hospitalario desde el primer paciente en marzo.

“Las tasas generales de mortalidad bruta fueron 18,1% en toda la cohorte, 13,5% en el grupo de hidroxicloroquina sola, 20,1% entre los que recibieron hidroxicloroquina más azitromicina, 22,4% entre el grupo de azitromicina sola y 26,4% para ninguno de los medicamentos”, escribió el equipo en un informe publicado en el International Journal of Infectious Diseases.

Se trata de un hallazgo importante, ya que otros estudios no han encontrado ningún beneficio de la hidroxicloroquina, de hecho, algunos países como Francia habían prohibido el uso de medicamento.

El caso de la revista ‘The Lancet’

Un estudio publicado en la revista ‘The Lancet’ causó un gran revuelo, la investigación cuestionaba los beneficios de la hidroxicloroquina y fue utilizado para atacar al mandatario estadounidense. Incluso afirmaba que era una práctica que aumentaba la mortalidad de los pacientes de COVID-19.

Fue por esto que Francia prohibió el uso de hidroxicloroquina dentro de sus hospitales para pacientes con coronavirus. Sin embargo, ahora el estudio se ha caído por su propio peso.

Tres de los cuatro investigadores detrás del mismo pidieron la retractación del artículo, según ha informado la propia revista británica.

«No podemos seguir garantizando la veracidad de las fuentes de datos primarios», indicaron los tres autores a The Lancet.

En este sentido, acusan al cuarto autor, Sapan Desai, responsable de la compañía que recogió los indicadores que fundamentaron las conclusiones y que se niega ahora a dar acceso directo a ellos.

Los tres autores, Mandeep R. Mehra, Frank Ruschitzka y Amit N. Patel, que cambiaron su postura explicaron que:

«Después de la publicación de nuestro artículo (…), se plantearon varias preocupaciones con respecto a la veracidad de los datos y análisis realizados por Surgisphere Corporation y su fundador y coautor, Sapan Desai».

Las palabras de Donald Trump

En marzo de este 2020, el presidente de los Estados Unidos ofreció unas declaraciones en la confesó que creía en los efectos positivos de la hidroxicloroquina para los pacientes con COVID-19.

El mandatario afirmó que esta puede «cambiar el juego» en la lucha contra la pandemia del COVID-19.

«Se ve como algo muy alentador, con resultados iniciales muy, muy alentadores. Y podremos hacer que ese medicamento esté disponible casi de inmediato«, dijo Trump en rueda de prensa la semana pasada y añadió que «Podría ser un cambio de juego. Y tal vez no. Pero creo que podría ser, según lo que veo, podría ser un cambio de juego. Muy poderoso. Son muy poderosos«, añadió.

Unos días después volvió a insistir en el potencial de la medicación y afirmó que la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés) se encontraba haciendo pruebas. Y el sábado insistió a través de Twitter:

«La hidroxicloroquina y la azitromicina juntas pueden ser uno de los mayores cambios de juego en la historia de la medicina. La FDA ha movido montañas ¡gracias! Esperemos que ambos se pongan en uso inmediatamente. ¡Las personas están muriendo, muévanse rápidamente, y que dios bendiga a todos!», escribió.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído