El empresario chavista habría traicionado al régimen de Maduro antes de 2019

El testaferro de Maduro se reunió con agentes federales de EEUU antes de ser arrestado

Bruce Bagley, acusado de lavado de dinero tras recibir tres millones de dólares de Alex Saab, desveló la curiosa reunión

El testaferro de Maduro se reunió con agentes federales de EEUU antes de ser arrestado
Alex Saab PD

Desvelan una curiosa reunión del testaferro de Maduro antes de ser arrestado en Cabo Verde.

Alex Saab acusado de desviar millones en contratos estatales de Venezuela se reunió en secreto con las fuerzas del orden de Estados Unidos para proporcionar inteligencia contra el gobierno de Nicolás Maduro antes de ser acusado en 2019, según nuevos documentos en un caso relacionado contra un profesor de la Universidad de Miami caído en desgracia.

Bruce Bagley, quien antes de su arresto en 2019 había sido un gran experto en crimen organizado en América Latina, será sentenciado la próxima semana en un tribunal federal de Manhattan por dos cargos de lavado de dinero vinculados a casi 3 millones de dólares en pagos que recibió de Alex Saab.

En una solicitud de indulgencia, el abogado de Bagley argumentó que le dijeron a su cliente que los pagos, la mayor parte de los cuales envió a la cuenta bancaria de un intermediario no identificado, eran para ocultar pagos a abogados en los EEUU que acompañaban a Saab a las reuniones en las que se le pidió y supuestamente proporcionó información de inteligencia sobre el gobierno de Venezuela por parte de funcionarios encargados de hacer cumplir la ley.

“No hay contradicción”, escribió el abogado Peter Quijano en un memorando de sentencia de 27 páginas presentado el miércoles, que Saab y el intermediario idearon “este método de transferencia bancaria para ocultar los pagos de Saab a los fiscales estadounidenses de miradas indiscretas en Venezuela.”

Saab fue extraditado el mes pasado a Estados Unidos desde Cabo Verde luego de una amarga lucha legal que ha tensado las relaciones entre Washington y Caracas.

Estados Unidos ha descrito a Saab como el principal conducto para la corrupción en Venezuela, alguien que obtuvo enormes ganancias de contratos dudosos para importar alimentos mientras millones en la nación sudamericana pasaban hambre. El gobierno de Maduro lo considera un diplomático que fue “secuestrado” mientras se encontraba en una misión humanitaria que las sanciones de Estados Unidos hicieron más urgente.

No está claro qué se discutió en las reuniones, que no se han informado previamente, ni si Saab ofreció alguna ayuda significativa o simplemente aprovechó la oportunidad para olfatear información sobre la investigación de Estados Unidos sobre sus propias actividades.

Pero la explicación de Bagley se relaciona con el relato de tres personas familiarizadas con la investigación de Saab que dijeron que se reunió con la policía federal de EEUU, incluidos agentes de la Administración de Control de Drogas, en múltiples ocasiones en Colombia y Europa antes de ser acusado en 2019. Las tres personas hablaron con The Associated Press bajo condición de anonimato para discutir las reuniones.

Los fiscales e investigadores de EEII se reúnen con frecuencia con sospechosos de delitos fuera de los EEUU cuando buscan reclutarlos para brindar ayuda contra un objetivo más grande a cambio de promesas de confidencialidad y la posibilidad de indulgencia.

Pero cualquier reunión a la que asistiera Saab habría implicado grandes riesgos para el empresario nacido en Colombia dados sus estrechos vínculos con la élite gobernante de Venezuela, incluida la propia familia de Maduro.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído