Despiden al director de France Soir por publicar las viñetas de Mahoma

Periodista Digital / Efe.- El propietario del diario France-Soir, Raymond Lakah, es de origen egipcio. Quizá eso explique que se haya dejado vencer por la presión islámica al despedir al director del periódico, que este miércoles publicaba las polémicas caricaturas de Mahoma publicadas en Dinamarca.

En un comunicado divulgado anoche, Lakah explica su decisión de prescindir de Lefranc como un «signo fuerte de respeto a las creencias y convicciones íntimas de cada individuo».

Pide disculpas además «a la comunidad musulmana» y a todas las personas que se hayan indignado u ofendido por esas caricaturas.

El diario France Soir reprodujo el miércoles 12 dibujos sobre Mahoma publicados en el diario danés Jyllands-Posten que han suscitado fuertes protestas de países árabes y llamamientos al boicot de productos de Dinamarca.

El rotativo justificaba su decisión en que «ningún dogma religioso puede imponerse a una sociedad democrática y laica».

En Marruecos y Túnez fue prohibida el miércoles la distribución de France-Soir por considerar provocadores y blasfemos los dibujos, en uno de los cuales aparece Mahoma con una bomba encendida bajo el turbante.

France-Soir dedica de nuevo su portada al asunto y sobre una fotografía de cuatro musulmanes quemando una bandera danesa el diario titula: «¡Socorro, Voltarie, se han vuelto locos!».

El periódico destaca que otros diarios europeos también reprodujeron ayer las caricaturas de Mahoma y subraya que «frente a la intolerancia religiosa y la censura ha llegado el momento de defender el laicismo».

POLÉMICAS, INTOLERANCIAS, INTRANSIGENCIAS Y ARTE

La polémica suscitada por la publicación de caricaturas de Mahoma tiene antecedentes en los últimos años, en los que se han vivido varios enfrentamientos entre diversos sectores artísticos y comunidades musulmanas que consideraban ofensivas algunas de sus expresiones.

1989.
El líder iraní ayatolá Jomeini condenó a muerte por blasfemar contra el Islam al escritor británico Salma Rushdie tras la publicación de su libro ‘Los versos satánicos’. Hizo un llamamiento a todos los musulmanes para que le asesinasen hasta que, en 1998, el Gobierno iraní retiró el precio que había puesto a su cabeza.

1994.
La escritora y periodista bengalí Taslima Nasreen se ve forzada a abandonar su país rumbo a Suecia después de que la corte musulmana de su país la condene por «lastimar maliciosamente los sentimientos religiosos musulmanes». Algunos fieles exigieron que fuese asesinada por su libro ‘Vergüenza’, prohibido en Bangladesh por blasfemar e incitar al sexo libre. En él se describían los abusos que sufría la minoría hindú en Bangladesh.

1995.
La corte egipcia califica al académico Nasr Hamed Abu Zaid de apóstata debido a sus escitos sobre el Islam y anula su matrimonio con el argumento de que un musulmán no puede casarse con un apóstata. Abu Zaid y su esposa se van a vivir a los Países Bajos.

2002.
La periodista nigeriana Isioma Daniel levanta la cólera de los musulmanes al escribir en el periódico de ‘This Thay’ que si el profeta Mahoma estuviera vivo no se habría opuesto a la celebración en Nigeria del concurso de Miss Mundo y, por el contrario, habría elegido a una de sus participantes como esposa. Su artículo provocó revueltas que dejaron centenares de muertos. El estado de Zamfara, en el norte del país, incluso pronunció una «fatua» -un decreto religioso por el que se pide la muerte de una persona- contra ella.

2004
El cineasta holandés Theo van Gogh es asesinado después de lanzamiento de su película «Sumisión» sobre la violencia contra las mujeres en las sociedades islámicas. Su asesino se basó en una interpretación radical del Islam, sentenció el juicio.

La diputada liberal holandesa de origen somalí Ayaan Hirsi Ali, conocida por su labor a favor de la emancipación de la mujer musulmana, también fue amenazada de muerre. Había participado en la película de Van Gogh y planeaba otra sobre la actitud del Islam ante los homosexuales.

2005.
El prestigioso museo londinense Tate Britain veta la obra ‘God is great’, del artista británico John Latham sobre el Corán para evitar herir la sensibilidad de la comunidad musulmana tras los atentados del 7 de julio en la capital británica.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído