El Gobierno ruso ingresa en un psiquiátrico a una periodista crítica con Putin

(PD/EFE).- El Gobierno de Putin vuelve a hacer tambalear la libertad de expresión en Rusia. La Asociación Mundial de Periódicos (AMP) y el Foro Mundial de Editores (WEF) han denunciado el internamiento en un psiquiátrico de la periodista Larisa Arap, activista de los derechos humanos y crítica con el Ejecutivo de Putin.

En una carta enviada a Putin, la AMP y el WEF señalaron que encerrar a una periodista «por escribir un artículo crítico sobre los servicios psiquiátrico es un castigo que recuerda los abusos de los derechos humanos en la era soviética«.

Las dos organizaciones subrayan que Arap fue ingresada a la fuerza el pasado 5 de julio en el psiquiátrico de Mursmansk tras denunciar en un artículo el uso de la violencia con los pacientes que hace el personal médico de esa clínica.

Recordaron que en los tiempos de la Unión Soviética, se utilizaban los hospitales psiquiátricos como prisiones para aislar y castigar a los presos políticos, y para desacreditar sus ideas.

La AMP y el WEF pidieron a Putin que el mediador de los derechos humanos Vladimir Lukin, y la consejera presidencial para los derechos humanos, Ella Panfilova, realicen una investigación.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído