El grupo Promecal anuncia un ERE que afectará a 90 periodistas

El grupo Promecal anuncia un ERE que afectará a 90 periodistas

(PD).- El grupo Promecal, propiedad del empresario Antonio Martínez Pozo, ha anunciado la presentación de un ere que afectará a cerca de 90 trabajadores de sus empresas en Castilla-La Mancha y supondrá el cierre de sus cabeceras de La Tribuna de Cuenca y Guadalajara.

La solicitud de un ERE «se produce como consecuencia de los malos resultados económicos del sector en general, y se ha decidido tras haber agotado otras medidas de ahorro menos traumáticas que se han venido ejecutando durante los últimos ejercicios«, dice un comunicado del grupo.

Esta reestructuración del Grupo, agrega, podría afectar a unos 90 trabajadores, «lo que supone alrededor de un 10 por ciento de la plantilla total del Grupo Promecal» en Castilla-La Mancha.

Con esta medida, el Grupo Promecal «intenta consolidar la actividad y el compromiso adquirido con Castilla-La Mancha, manteniendo el mayor número posible de puestos de trabajo en esta Comunidad Autónoma», concluye el breve comunicado.

Fuentes próximas a Promecal han señalado que el ERE planteado por el Grupo puede implicar, además, recortes en el resto de las cabeceras en la región y en su departamento de televisión.

Malos tiempos para Méndez Pozo

La crisis le ha cortado las alas a este empresario, propietario de varias inmobiliarias y un holding de medios, que junto con un conocido imputado en la operación Gúrtel, se había adjudicado la TDT en Castilla y León.

El de Méndez Pozo es el ejemplo de empresario independiente que bien se acerca a la izquierda manchega como a la derecha leonesa según le convenga en cada momento. No le ha ido tan bien con unos como con otros, pero este burgalés ha pasado de estar una temporada en prisión a recibir a los Príncipes en la inauguración de su sede.

Y es que Méndez Pozo no siempre se ha rodeado de tan buenas compañías. En 1992, la Audiencia de Burgos condenó a varios ediles del PP, al alcalde de Burgos y a Méndez Pozo; éste último sentenciado a siete años y tres meses de cárcel por falsedad de documentos públicos y privados, estafa y desacato.

No obstante, Méndez Pozo apenas cumplió nueve meses en la Prisión Provincial de Burgos y desde entonces su carrera ha sido un éxito. Propietario de varios inmobiliarias y Promecal, mantiene buenas relaciones con el Gobierno de José María Barreda tras su inversión en el aeropuesto de Ciudad Real, que le ha permitido a su vez contar con el respaldo financiero de la recién intervenida Caja Castilla-La Mancha.

Su enfrentamiento más conocido fue con José Luis Ulibarri, otro de los conocidos por sus negocios a lo largo de las dos castillas y cuyo nombre se hizo famoso tras su imputación en la operación Gürtel. Tras años de profunda enemistad, ambos habían hecho las paces para dividirse la influencia en la Junta de Castilla y León y dividirse la TDT en esta comunidad. Sin embargo, los sueños de expansión de este empresario burgalés tendrán que esperar.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Lo más leído