Alejandro Rosiñol, un luchador contra el separatismo y contra las gamberradas de la alcaldesa de la Ciudad Condal

Un jurista acorrala a ‘Nada’ Colau con los contundente datos sobre la verdadera delincuencia en Barcelona

"¿Qué tenemos hoy? No hay más que ver y oír, pero en resumen: tenemos una de las ciudades más bonitas del mundo apestada de criminalidad. Casi 600 delitos diarios"

Un jurista acorrala a 'Nada' Colau con los contundente datos sobre la verdadera delincuencia en Barcelona
Ada Colau, un ejemplo de política soberbia e inepta.

Alejandro Rosiñol, un jurista de prestigio y un luchador incansable contra el separatismo, acorrala este 5 de agosto de 2019 a la alcaldesa de Barcelona, a ‘Nada’ Colau, con un demoledor artículo en El Mundo en el que pone negro sobre blanco las atrocidades de la podemita:

¡Cierto! Cada vez a más gente, en más lugares de Barcelona, la escuchas hablar de cómo está la delincuencia en Barcelona. Y no me hace sentir orgullo de mi ciudad natal. De hecho, me da bastante pena porque yo recordaba una ciudad potente y próspera con empuje, una buena mercantilidad derivado de la celebración de los Juegos del 92, y ante todo ¡una ciudad segura! En la que ibas por la calle sin ver reyertas, robos ni sentir la incertidumbre por doquier.

Se pregunta el autor sobre dónde ha ido a parar esa situación idílica:

¿Qué tenemos hoy? No hay más que ver y oír, pero en resumen: tenemos una de las ciudades más bonitas del mundo apestada de criminalidad. Casi 600 delitos diarios según el Balance de criminalidad estadístico del ministerio del Interior de 2019. No lo digo yo. Cualquiera que busque en internet «balance de criminalidad» y accederá a la web estadística del Ministerio de Interior que ofrece una criba por ciudades y la evolución de los últimos años. De ahí se concluye de forma muy clara que Barcelona hoy no ha estado gobernada con un mínimo de sentido común y lo más alucinante: ¿hasta cuándo? En los últimos años la gráfica ha tenido una tendencia ascendente hasta colocarnos en una horquilla de casi 50.000 delitos en el primer trimestre de 2019.

Detalla cuál es la situación que a día de hoy se puede encontrar un ciudadano barcelonés o cualquier turista:

Riñas tumultuarias, agresiones sexuales, robos con violencia e intimidación, robos con fuerza, casi 300 hurtos al día así como un aumento muy sustancial de las sustracciones de vehículos. Los juzgados no dan abasto, detenidos diarios que salen al cabo de máximo 72 horas de vuelta a la calle… De hecho, los juzgados de Barcelona ya han alertado en varias ocasiones del riesgo de colapso si no baja el nivel de delincuencia en la ciudad. En varias ocasiones he visto impávido como Ada Colau excusa en el sistema judicial su incapacidad para afrontar la realidad que vemos y vivimos todos, día tras día, en Barcelona.

No entiende como el Ayuntamiento de Barcelona se mantiene pasivo ante una situación tan terrible:

¿Cómo es posible la vergonzosa inacción municipal ante tal situación? ¿Cómo es posible que incluso veamos como la alcaldesa se tapa con excusas absurdas en vez de abordar la grave situación? Aparte de los datos estadísticos está el sentido común: ¿no les da vergüenza a nuestros gobernantes y gobernantas? Que, ante su inacción, se han organizado patrullas vecinales, para intentar ahuyentar la delincuencia en metros y barrios cuya conflictividad es más que notoria, elaborando, incluso, un «mapa del terror» donde se pueden visionar los diferentes puntos calientes que tenemos. Barrios como el Raval, convertido en el mayor mercado de las drogas existente. La señora Colau debería visitar también este barrio, así podría ver los personatges de la Barcelona profunda que campan a sus anchas impunemente.

Hace una fotografía del momento donde, ante la inacción municipal, son ciudadanos anónimos y trabajadores de la zona los que tienen que ponerse manos a la obra para tratar de ahuyentar la delincuencia:

Yo trabajo en la confluencia de paseo de Gracia con Diputación y solo hay que pasar media hora observando cómo hasta los camareros de las diferentes terrazas ahuyentan a los delincuentes que te plantan el mapa en la cara para tapar la sustracción de móviles o carteras. «Una vergüenza», se escucha de forma recurrente a los trabajadores de los locales y terrazas de la zona. Ese es el comentario que complementa el descenso turístico por la inseguridad y el grave impacto que este tiene en sus negocios. Barcelona sigue deteriorando su imagen hasta el punto de que varios países –se han sumado ahora Australia y Canadá– alertan a sus conciudadanos del deterioro en la seguridad de la ciudad de Barcelona, incluso páginas web de prestigio mundial del sector turístico rebautizan a Barcelona como la «capital mundial del carterismo».

El eco internacional se ha visto reforzado después del fatal desenlace del caso de la viceministra de Cultura de Corea del Sur, Hyewon Kim, cuando en Poblenou la asaltaron con un fuerte tirón al bolso, desde una moto, y acabó golpeándosela cabeza contra el suelo cuando intentaba evitar el robo.

Rosiñol recuerda que las medidas de la alcaldesa son impulsar el ilegal top manta:

Y mientras…Colau protege el top manta. Un colectivo aproximado de 500 manteros viven amparados en una estructura de impunidad. ¿Qué les decimos a los cientos de comerciantes que trabajan duro y pagan sus impuestos? El perjuicio de la venta ambulante ilegal sobre los comerciantes se calcula en 100 millones de euros. ¿Cómo puede una alcaldesa permitir y apoyar un negocio ilícito. El mantero es la consecuencia de una estructura organizada y jerarquizada, ilegal, que se dedica a explotar personas vulnerables, que además no venden su arte, venden las imitaciones o falsificaciones que una estructura les suministra para colar al incauto. Perjudicando directamente al comerciante, que sufre esta competencia desleal y el ninguneo del equipo de gobierno municipal. De algún modo la situación tiene que ser abordada desde ¡ya!

Te puede interesar

Autor

Juan Velarde

Delegado de la filial de Periodista Digital en el Archipiélago, Canarias8. Actualmente es redactor en Madrid en Periodista Digital.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído