EN 'MÁS VALE TARDE' DE LASEXTA

Una tertuliana del ‘ABC’ se traga el discurso trampa del ‘Open Arms’ para atacar a Salvini: «Es un racista y manipulador»

Los tertulianos de La Sexta evitan referirse a las mafias y centran la culpa en el gobierno italiano

Llama la atención la forma en la que están informando los medios de comunicación de la crisis por los refugiados del barco del Proactiva Open Arms. Así por ejemplo escuchando a los tertulianos de ‘Más Vale Tarde’ de La Sexta de Atresmedia, bien parecería que la culpa de todo lo tenían Matteo Salvini y Marcos de Quinto, que eran quienes despertaban la furia de las piezas y los presentes.

En cambio ni media palabra para hablar de las mafias que trafican con los seres humanos, que, al parecer no deben existir para los comentaristas. Tampoco demasiadas referencias a la legalidad y a cuál es la forma legal de acoger a refugiados políticos y si dista o no de los métodos que están usando los de la célebre ONG.

Chema Crespo, directivo del diario Público.es, hizo un canto a la solidaridad con los refugiados en una posición que según él debería ser unánime: “Siento una tristeza infinita, y una frustración que debe ser generalizada en cualquier persona que tenga un espíritu de solidaridad”. Es decir, que quien no comparta su visión al respecto, carece de solidaridad. Para Chema Crespo quien incumplía la legalidad no era Open Arms, sino Salvini: 

“Alguien que no cumple con la legalidad internacional y se llama Salvini (…) Destruye el proyecto común europeo (…) Incumple las normas y las leyes” por la búsqueda de réditos políticos”.

Escuchando a Crespo sólo faltó que pidiera que asumiera el Gobierno de Italia Open Arms reemplazando a Salvini, visto que, según él, cumple más la ley estos. Crespo reservó elogios al Gobierno socialista:

“El Gobierno español tomó una decisión valiente con el Acuairus y en el caso del Open Arms, las razones humanitarias le han hecho ofrecer puertos”.

La representante del diario liberal ABC, Mayte Alcaraz, lejos de discrepar, secundó en prácticamente todo a su compañero:

 “El Gobierno hace bien. Hay un compromiso humanitario” 

Pero la demócrata Alcaraz llegó más lejos que Crespo al arremeter contra todo el electorado de Salvini. Asumir que cuando gana la izquierda es que “el pueblo es sabio” y que cuando gana la derecha es que “el pueblo ha sido engañado” es habitual en tertulianos izquierdiles, sorprende más en una liberal como Mayte Alcaraz. Pero esta manifestó así:

“A Salvini le votan millones de italianos, engañados y manipulados por un discurso racista (…) Los ultraderechistas lo que proponen son es medidas fáciles para problemas muy complejos (…) Son respuestas que nadie se cree pero que acaba votando gente manipulada”.

Tanto Crespo como Alcaraz se vinieron arriba y hasta le dieron su ración a Vox:

“Fijan un enemigo exterior: que es el más débil, el inmigrante”.

Alguno tendería a pensar que las verdaderas víctimas de estas tragedias son los engañados y desplumados por las mafias comercia humanos (que eso sí que son engaños), para Crespo y Alcaraz los verdaderos engañados son los 9 millones de italianos que cometieron el crimen de votar a Salvini. Pues nada, que Alcaraz y Crespo, con sus cerebros privilegiados, les digan a quien deben votar para que no sean declarados ciudadanos ‘manipulados’ ni ‘engañados’. 

Alcaraz ha repetido el mismo mantra que ha defendido con entusiasmo su periódico en sus editoriales. Para muestra, el editorial del 19 de agosto de 2019:

Salvini, al vanagloriarse de ganar un pulso a la presión de otros países y organizaciones humanitarias, se comporta con una falta de entrañas reprobable.

También critica el oportunismo de Pedro Sánchez:

Pero Sánchez está dando ridículos palos de ciego, como si el buenismo de este socialismo «arréglalotodo» tuviese algún sentido. A Sánchez solo le preocupa no manchar su falsa imagen salvífica en vez de poner orden en una política migratoria errática.

¿En qué quedamos? Si Salvini no los acoge, es un ultraderechista manipulador pero si lo hace Pedro Sánchez, es un «arréglalotodo» oportunista. La derechita progre está a la deriva… como el Open Arms.

Autor

Juan F. Lamata Molina

Apasionado por la historia en general y la de los partidos políticos y los medios de comunicación en particular.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído