"TRUMP TIENE UN ASPECTO EXCELENTE"

Alfonso Ussía: «No lo veo mal de aspecto»

El aspecto, en excepcionales ocasiones, engaña a la salud. Se moría a chorros Antonio Mingote, pero manteníamos nuestras comidas de los lunes.

Tenía muy buen aspecto cuando estaba siendo despedazado por un tumor asesino.

Se acercó a nuestra mesa el notario Rafael Ruiz-Gallardón.

—Antonio, tienes muy buen aspecto-.
—El aspecto no duele, Rafael-.

He conocido a muchas personas que han superado los 90 años de vida con un prolongado mal aspecto. A un compañero de colegio le decíamos “El Agónico” porque su apariencia delataba un fallecimiento inmediato. En la actualidad mantiene su malísimo aspecto y disfruta de una salud envidiable.

El caso es que seguí con interés y preocupación la breve pero contundente declaración de Donald Trump desde un salón del hospital donde está siendo tratado del bicho chino.

Para desgracia de muchos políticos, politólogos, periodistas y fantoches españoles, que celebraban el contagio del Presidente de los Estados Unidos, Trump se hallaba a punto de expirar.

Y me impresionó el buen aspecto que tenía a pesar de su extrema gravedad. Los escolares, maestres, ferreras, y demás beneficiados podemitas, no podían disimular su decepción. Nada que ver el buen aspecto de mi inolvidable genio Mingote con el buenísimo de Trump en plena agonía. Y mi imaginación voló hacia las dependencias de las periodísticas basurillas, y sus expresiones deprimidas.

—Tienes mal aspecto, Antonio-
—Me lo ha provocado el buen aspecto de Trump-.
—Sí, parece que vamos a tener Trump para un buen rato-.
—Horroroso, Ignacio, horroroso. De esta situación no nos saca ni
—El buen humor y las ocurrencias de Marhuenda-.

Mucho peor aspecto que Trump tiene Biden, y peor que Biden, Hillary Clinton, que aquí se le da mucha importancia a esa mujer, que en el fondo es la Irene Montero norteamericana. Su notoriedad la ha conseguido con los mismos métodos y artimañas, y con similar capacidad de saber obviar las infidelidades conyugales o de pareja.

Se cuenta por los mentideros de la Casa Blanca que Frontiére, el mayordomo de Nueva Orleans que hacía de ayuda de cámara de Clinton, se topó con la señora Hillary cuando se dirigía al despacho oval con objeto de pedirle a Bill dinero para hacer la compra en el Súper. Tenía un aspecto decidido, cuando Frontiére la detuvo en el pasillo.

-Señora Primera Dama. El Presidente no puede recibir visitas en este momento-.
– Déjese de tonterías, Frontiére-
– Está reunido con una becaria-.
– En ese caso… bueno. No creo que me pongan pegas en el Súper si les digo que me guarden la cuenta-.
– ¿Cuál de ellas, Frontiére?
– La de los chupachús-.
-Ay, este Bill. Es incorregible, Frontiére.
– Totalmente, lady Clinton-.

Pero había cambiado su aspecto.

Mis conocimientos médicos me permiten asegurar que Trump va a superar con rapidez y holgura el Covid-19. Y que va a ganar las elecciones. Y que la victoria de Trump será la única noticia positiva para la política del mundo libre en este año maldito de 2020.

-Si gana Trump, podemos tener un lío de los gordos, Pedro.
– Prepara las maletas, Pablo.
-A pesar de tu fin de semana en La Toja, no te veo un buen aspecto.
-Los masajes son agotadores.

Trump no se muere. Su aspecto ex excelente.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Alfonso Ussía

Columnista de opinión en las más prestigiosas cabeceras nacionales, ha obtenido, entre otros, los premios González Ruano y Mariano de Cavia de periodismo, el Jaime de Foxá de literatura cinegética, el Baltasar Ibán de periodismo taurino, el Fíes y la Pluma de Oro del Club de la Escritura.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído