ESCÁNDALO DEL FIFAGATE

Roures admite que Mediapro pagó ‘mordidas’ a altos cargos de la FIFA para quedarse con los Mundiales

Un ex co-director general de Imagina aceptó el pago de un soborno de 1,26 millones de euros a fin de adquirir los Derechos de los Clasificatorios

Roures admite que Mediapro pagó 'mordidas' a altos cargos de la FIFA para quedarse con los Mundiales

Jaume Roures hinca la rodilla. Mediapro ha admitido el «pago de sobornos» a altos cargos de la FIFA para la compra de los derechos audiovisuales de la fase de clasificación en las regiones de Centroamérica y Caribe (CONCACAF) en los mundiales de fútbol de los años 2014, 2018 y 2022, según explica en un comunicado.

Cabe recordar que la compañía catalana fue condenada a pagar una multa de más de 20 millones de euros por el FIFAGate en 2018. La justicia de Nueva York le obligó a admitir públicamente la condena.

La compañía catalana se vio obligada a pagar una multa de 20 millones de euros para evitar que las autoridades judiciales americanas siguieran investigando las conductas delictivas del grupo. Era algo que inquietaba verdaderamente a Jaume Roures y Tatxo Benet, máximos responsables de Mediapro e Imagina.

«Imagina (el holding empresarial nacido en 2006 con la integración de Globomedia y Mediapro) reconoce su responsabilidad, como persona jurídica, por la conducta delictiva de sus representantes; que dicha conducta delictiva de la que Imagina fue responsable incluyó el pago de sobornos para la compra de los derechos audiovisuales de la fase de clasificación en las regiones de Centroamérica y Caribe (CONCACAF) para los Campeonatos del Mundo de fútbol de 2014, 2018 y 2022 (los «Derechos de los Clasificatorios») vulnerando la legislación de los Estados Unidos», añade el comunicado.

«En dicha conducta delictiva estuvieron implicados tres empleados, dos de los cuales se declararon culpables del pago de numerosos sobornos, y el tercero, un ex co-director general de Imagina, aceptó el pago de un soborno de 1,5 millones de dólares (1,26 millones de euros) a fin de adquirir los Derechos de los Clasificatorios y autorizó, dirigió y facilitó el pago de medio millón de dólares (420.000 euros) de dicha cantidad total. Los tres fueron despedidos y apartados de la gestión del Grupo Imagina o cualquiera de sus filiales desde diciembre de 2015».

Imagina explica que «a la vista de ciertas acusaciones hechas durante los últimos meses», quiere «aclarar que ninguna de las actividades que desarrollan sus otras líneas de negocio (como producción audiovisual y contenidos) estuvieron implicadas en la investigación del DOJ, así como que Mediaproducción S.L. -la compañía que opera, entre otros negocios, la división de derechos audiovisuales de Imagina tanto en España como en otros países del mundo- no resultó acusada de, condenada por, ni utilizada para ejecutar las conductas descritas en las investigaciones mencionadas», sentencia la nota.

Imagina asegura que «desde la firma del NPA en julio de 2018, e incluso con anterioridad a la misma, ha venido implementando un amplio abanico de políticas y procedimientos a fin de asegurar el cumplimiento de todas las legislaciones y buenas prácticas en el ámbito de la anti-corrupción, en todos los territorios en las que desarrolla sus negocios, y el pasado verano obtuvo el más alto certificado anti-corrupción internacional (ISO 37001) para sus principales compañías en España, Estados Unidos y Portugal», finaliza el comunicado.

Este comunicado llega después de que la Fiscalía de Nueva York arrinconara a la mano derecha de Roures, Gerard Romy, en abril de 2020: si no se declaraba culpable y llegaba a un pacto con el fiscal jefe Richard P. Donoghue se arriesgaba a una restitución obligatoria del dinero del fraude, la confiscación de sus bienes y una multa millonaria, como informó Okdiario.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído