PROBLEMAS

Palo a Telecinco: las grandes marcas estudian boicotear los docu-serie de Rocío Carrasco

Consideran que se da mala imagen tras las críticas al programa y su utilización política

Palo a Telecinco: las grandes marcas estudian boicotear los docu-serie de Rocío Carrasco

Este domingo se producía un seísmo televisivo con el estreno del primer ‘documental’ de una entrega sobre la vida de Rocío Carrasco tras 20 años de silencio. En el primer capítulo se ‘creó’ un nuevo diablo mediático, Antonio David Flores, a quien se le acusó sin medias tintas de maltratador.

A partir de ese momento, todo el mundo se ha arrogado el derecho de condenar al aludido, incluida la ministra de Igualdad Irene Montero, dando por ciertas las declaraciones de Carrasco, pese a que la Justicia ha desestimado en varias ocasiones que su exmarido la haya maltratado.

Tal y como ha publicado Periodista Digital, de momento quien gana en todo esto es Mediaset. La emisión de los dos primeros capítulos de la serie alcanzó un 33,2% de share y reunió a más de 3,7 millones de espectadores frente a la pantalla, convirtiéndose en el programa más visto del año hasta el momento. Una bestialidad.

Rocío, según han publicado varios medios, habría cobrado 1 millón de euros por su confesión. Está en su derecho.

Con la emisión de 120 anuncios, a 30.000 euros según tarifa de Telecinco, Mediaset recaudó en las dos horas de duración del reportaje 3,6 millones de euros, según datos de El Periódico.

Pero decimos de momento, porque según han asegurado a Periodista Digital fuentes solventes del mundo televisivo, los anunciantes se están pensando en estos momento “muy mucho estar presentes en la serie documental”. Según esta versión, las grandes marca publicitarias están viendo la repercusión tan negativa que está teniendo este asunto tan turbulento en todos los medios de España y “estudian no mancharse con todo este lío”.

Tomando el pulso a tal y como está ahora mismo el sector publicitario de condicionado, las mismas fuentes audiovisuales consultadas aseguran a PD que “la cosa apunta a nuevo boicot y fuga de marcas en los programas de Telecinco”.

No sería el primero porque ya hay graves antecedentes con no menos graves consecuencias para Mediaset: el boicot a La Noria, que terminó por fulminar el histórico programa en ese momento presentado por Jordi González o el más reciente que las grandes marcas realizaron a Gran Hermano, tras la denuncia de una violación a una concursante (Carlota) en la casa de Guadalix de la Sierra.

Volviendo al asunto de Rocío Carrasco y la docuserie que todavía falta por emitirse, las grandes marcas querrían huir de este programa porque, explican las fuentes consultadas, “no sólo tienen en cuenta lo negativo que representa para su imagen la crítica de los espectadores y de los medios de comunicación, también está la vertiente política en medio de unas elecciones como las autonómicas de Madrid, que lo polariza todo”.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

David Lozano

Voluntarioso contador de hechos. Frases verdaderas contadas con palabra.

Lo más leído