RESUMEN DE PRENSA DIGITAL DE 'EL SEMANAL'

El «veto» de Rajoy a «El Mundo» y los secretos inconfesables del Rey

La madrastra de Blancanieves persigue sin tregua a Rubalcaba mientras desde dentro "le hacen la cama"

El "veto" de Rajoy a "El Mundo" y los secretos inconfesables del Rey
Pedrojota durante la entrevista con Jordi Evole. PD

Cuando la muerte de Adolfo Suárez empezaba a remitir informativamente, a la espera del funeral de Estado de este lunes, llegó Pilar Urbano con su explosivo libro y el expresidente del Gobierno volvió a pulverizar titulares. Y es que, entre otras cosas, Urbano acusa al Rey de estar directamente detrás del golpe de Estado del 23-F y desvela sus grandes broncas y enfrentamientos con el propio Suárez.

Emilio Campmany no sólo da credibilidad a lo que dice la periodista-escritora sino que va más allá. Desde Libertad Digital, asegura que «la democracia española vive de ficciones.

«Una de las más notables es la de que el 23-F fue un intento de golpe de Estado planeado por militares franquistas que fue desbaratado por el Rey. Hace mucho tiempo que las sospechas que tenían los conspiranoicos de entonces se confirmaron y se sabe que el golpe de Estado se orquestó desde el poder, que en su desencadenamiento tuvo alguna responsabilidad el Rey y que quien en realidad lo frustró fue quien lo empezó, el teniente coronel Tejero cuando se negó a que Armada formara el Gobierno de coalición que traía preparado. Sin embargo, lo que ha revelado ahora Pilar Urbano es mucho más grave. No es que algunos generales exasperados oyeron decir al Rey lo que ellos quisieron escuchar pero que en realidad nunca dijo. No es que unos militares monárquicos se lanzaron a dar un golpe convencidos erróneamente de que contaban con el respaldo del Rey. No es que malentendieran las quejas y enfados del Rey en momentos en que irresponsablemente se desahogó ante sus compañeros de armas. No es que un devoto alto mando se arrogara sin su consentimiento la función de interpretar la auténtica voluntad del soberano. Ni siquiera se trata de que, enterado de lo que estaba ocurriendo, el monarca dejara hacer. Lo que cuenta Pilar Urbano, que lo sabe porque Suárez se lo contó, es que fue el Rey quien organizó el golpe de Estado para recuperar parte del poder perdido en la Constitución de 1978».

No lo tiene tan claro Vicente A.C.M. en Periodista Digital, aunque se muestra igualmente atónito con lo que está pasando tras la muerte de Suárez:

«Resulta paradójico que apenas a unas horas de su enterramiento la polémica mediática se haya desatado en las posibles trifulcas entre los herederos a causa de la herencia del Título nobiliario dado por el Rey a D. Adolfo Suárez cuando le concedió el Ducado de Suárez por los servicios prestados, se supone que a España. Lo que es indudable es que lo que sí que demostró Adolfo Suárez fue una profunda lealtad y mantener el secreto de sus encuentros con el Rey, con lo que la lectura de ese libro hay que hacerla siempre desde una perspectiva elevada y no dando nada por supuesto ni por cierto. Al fin y al cabo no dejan de ser compendios de supuestas confidencialidades del tipo que «dicen que dijo». En cualquier caso, las insinuaciones y acusaciones más o menos veladas de la entrevista y posiblemente del libro, ponen a la Monarquía en el ojo del huracán y necesita de una respuesta contundente por parte de La Zarzuela. Lo dicho es de suma gravedad y no es lo más oportuno en la situación de desafío secesionista de los nacionalistas catalanes, ni del ejemplo que pueden seguir los nacionalistas vascos y otros grupos que solo persiguen la independencia de sus regiones de España».

En el segmento mediático destaca la información de El Confidencial Digital, según la cual Rajoy y Cospedal le han levantado el veto a El Mundo tras la salida de Pedrojota Ramírez: «Han autorizado entrevistas a ministros y cargos del PP, hasta ahora prohibidas. Se pone fin así a un período de tensiones y de relación inexistente». La salida de Ramírez y la llegada de Casimiro García-Abadillo a la dirección del periódico han permitido la vuelta a la normalidad. «Mi error fue reunirme cuatro horas con Bárcenas», confiesa el ex director cesado.

SIGA LEYENDO EN EL SEMANAL DIGITAL

 

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA
Autor

Luis Balcarce

Desde 2007 es Jefe de Redacción de Periodista Digital, uno de los diez digitales más leídos de España.

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído