La escritora debía indemnizar con 10.000 euros a la modelo

Rebajan e 3.000 euros la condena a Lucía Etxebarría por llamar a Mónica Pont «prostituta de lujo»

Rebajan e 3.000 euros la condena a Lucía Etxebarría por llamar a Mónica Pont "prostituta de lujo"
Mónica Pont y Lucía Etxebarría. CV

En junio de 2016, un juez dictó sentencia favorable a Mónica Pont en la batalla judicial que la enfrentaba a Lucía Etxebarria.

La escritora debía indemnizar con 10.000 euros a la modelo por llamarla «prostituta de lujo» tras varios enfrentamientos durante su participación en el programa Campamento de verano (Telecinco).

Ahora, la sección 25 de la Audiencia Provincial de Madrid ha decidido rebajar la condena a 3.000 euros por la intromisión ilegítima del honor que hizo la escritora contra la catalana.

Ambas fueron informadas de este hecho el pasado 18 de abril.

Todo ocurrió en noviembre de 2013, cuando Pont aseguró en palabras para Primera Línea que Etxebarría «no se había cambiado de bragas durante todos los días que concursaron en el programa Campamento de verano».

La ganadora del Premio Planeta decidió no quedarse callada y replicó a estas declaraciones afirmando en su blog que Pont había sido «prostituta de lujo».

«Y si hay que argumentarlo, lo argumento y lo argumentaré en un tribunal. Puedo incluso citar la presunta agencia de modelos que gestionaba sus servicios (…) y que incluso en su día me lo ofreció a mí».

La reacción de Mónica Pont

«Estoy contenta con esta sentencia porque me da nuevamente la razón. Por dos veces Lucía Etxebarria ha sido condenada por vulneración de mi honor».

Pont también ha hecho referencia a la rebaja de la indemnización:

«Evidentemente no estoy contenta. Y no por el importe de la indemnización en sí, que es lo de menos, sino por las razones que se dan para rebajar esa indemnización. En palabras de mi abogado, Rafael Caro, sorprende la sentencia en esta segunda instancia porque se fija la indemnización no en función al derecho vulnerado sino en función al beneficio que puede haber obtenido el que hace esa vulneración».

«Es decir, como Lucía no sacó rédito económico con esos insultos, mi honor vale menos, lo que en definitiva nos plantea que no se ha cuantificado el derecho al honor de ‘Mónica Pont’ sino el derecho al insulto de Lucía Etxebarria, motivo este por el que, aunque no sea materia propia de recurso, nos estemos planteando presentarlo ante la siguiente instancia. Insisto, no por el importe que se dice, sino por las razones dadas para fijar ese importe».

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído