Periodismo
Arturo Pérez-Reverte. RS

Nos tiene acostumbrados a llamar a las cosas por su nombre (¿Has visto el vídeo por el que Pérez-Reverte 'besaría en la boca a este grandullón').

Pérez-Reverte se ha ganado una buena fama de destructor de mundos en Twitter gracias a un uso de los 280 caracteres sin piedad alguna para el objetivo de sus iras (Arturo Pérez-Reverte va de purista con el caso del niño Julen y le sacuden una buena pedrada).

Sin embargo, el lado tierno que no reserva a los seres humanos sí lo muestra con los animales (Pérez-Reverte deja en ridículo a Pedro Sánchez con una sola palabra por la guerra de Bosnia).

De hecho, una gran parte de la masa total de sus mensajes son retuits de perros perdidos en adopción (Pérez-Reverte se lia a mandobles en defensa de Blas de Lezo ante las idioteces de la "presunta izquierda").

La semana pasada saltó la noticia de que un tipo que había torturado a un zorro herido hasta matarlo mientras se grababa en vídeo había evitado ser condenado, ya que la ley de nuestro país solo lo considera delito en caso de que la víctima sea un animal doméstico o equivalente.

De hecho, el mismo Reverte ya se había hecho eco del asunto, apuntando lo que podía pasar ya en el mes de diciembre, según recoge El Español..

Cuando finalmente se confirmó que el juzgado de primera instancia e instrucción número 3 de Huesca archivó la causa contra el cazador, el académico disparó un tuit en el que insinuaba que la Justicia no había realizado bien su trabajo, señalando a dos personas involucradas en el proceso y calificando de "infame" a la ley.

Como suele ser habitual en las publicaciones del escritor, las reacciones fueron bastante airadas. En este caso atrayendo la atención de varios jueces y fiscales habituales de la red social, que le indicaron que, si el Código Penal dice lo que dice, ellos poco pueden hacer.

Vista la situación, Pérez-Reverte tomo una decisión poco habitual en él: eliminar el tuit. Eso sí, no se podía retirar sin dar la última estocada a modo de recuerdo.