Periodismo

Beatriz Talegón está que muerde de rabia cada vez que sacan las contradicciones de los separatistas. Y si hay un ejemplo de libro en España sobre la incoherencia entre sus palabras y sus hechos es el diputado Gabriel Rufián, de ERC.

El político golpista, el bufonete de la impresora y de los grilletes, siempre mantuvo en 2015, cuando obtuvo su escaño de diputado en el Parlamento nacional, que solo permanecería en él 18 meses. Pues bien, no solo ha sobrepasado ese tiempo, sino que repetirá en las listas, además posiblemente como cabeza de lista , y encima ahora va a meterse en una operación inmobiliaria con el dinero percibido como parlamentario -La casa que se ha comprado Rufián al estilo Iglesias con gran parte de su españolísimo sueldo-.

Eduardo Inda, que en su digital sacaba precisamente la información relativa a esa adquisición inmobiliaria, recibía las nada cariñosas imprecaciones de Beatriz Talegón.

Un tuitero le recuerda que el deber de Talegón sería decírselo a su empleador, a Eduardo Inda y ella suelta sin asomo de reprimirse un ápice que escribe poco menos que lo que le apetece y que hasta ahora no le habían dicho nada.

La politóloga también estuvo en el programa 'Todo es mentira' (Cuatro) donde dejó claro que si Inda la quiere echar como colaboradora poco menos que tendría

Talegón: Hasta hoy a mi nunca me han tocado una coma, yo hago opinión y no tengo nada que ver con la sección de información (y hace el gesto de comillas).

Risto Mejide: Me encanta que hagas el gesto de las comillas

(risas en el plató)

Talegón: En cualquier caso si el señor Inda tiene a bien echarme que lo haga y me explique por qué lo hace porque yo voy a seguir emitiendo mi opinión como hago en su medio y en todas partes. Inda ha montado un circo con lo de Alsasua (por la entrevista interrumpida a Casado en el bar de la paliza a los guardias civiles). Es una realidad paralela y para-lelos. Esto que ha pasado ahora tiene que ver con la versión que tiene a unos chavales sentenciados por un delito de terrorismo que no es terrorismo por las pruebas falsas que metió uno de los guardias civiles. [...]

Juan Velarde es redactor de Periodista Digital @juanvelarde72