Hochtief tiene todas las opciones abiertas ante la opa de ACS

Hochtief tiene todas las opciones abiertas ante la opa de ACS
. EFE/Archivo

Hochtief, la mayor constructora alemana, aseguró hoy que tiene todas las opciones abiertas ante la oferta pública de adquisición (opa) lanzada la semana pasada por ACS, al tiempo que señaló que todavía no ha recibido una propuesta oficial por parte de la empresa española.

«Según la legislación alemana, Hochtief no tiene por qué tener aún una postura pública sobre la opa, ya que todavía no ha recibido una propuesta oficial por parte de ACS», declaró a EFE el responsable de Comunicación de Hochtief, Christian Gerhardus.

No obstante, añadió que, tras reponerse de la «sorpresa» que supuso el anuncio de la constructora de Florentino Pérez, la alemana está explorando las situaciones potenciales.

Gerhardus explicó que Hochtief ha recurrido a distintos asesores y expertos internos y externos par analizar las oportunidades empresariales y estratégicas que se han abierto.

A Credit Suisse Group, que lleva asesorando a la alemana dos años, se han sumado en los últimos días analistas del estadounidense Goldman Sachs, uno de los mayores bancos de inversiones del mundo.

Según comunicó ACS, la operación es pagadera en acciones a razón de ocho acciones propias por cada cinco de Hochtief.

Varios expertos alemanes han calificado de insuficiente esta oferta, ya que se encuentra por debajo del precio de mercado de la alemana.

«Estudiamos todas las opciones, todas. Es nuestra obligación en este momento», afirmó el portavoz.

«Nuestra obligación es considerar las distintas posibilidades que tenemos ante nosotros y elegir la que más conviene a todos nuestros accionistas», añadió.

ACS ya es uno de los accionistas de referencia de Hochtief, con casi el treinta por ciento de los títulos de la compañía alemana, mientras que la oferta formal del gigante español no se prevé hasta noviembre.

El pasado jueves, ACS anunció su intención de lanzar una opa sobre la totalidad de Hochtief, que la alemana calificó de «hostil» y «sorprendente», porque hasta el momento ambas compañías habían mantenido relaciones «fluidas».

El propio presidente de Hochtief, Herbert Lütkestratkötter, lamentó que ACS no hubiera informado con antelación a su empresa de sus propósitos.

La constructora española explicó que pretende alcanzar en el futuro una participación ligeramente superior al 50 por ciento de Hochtief, no su control total, y aclaró que no se espera que esto suceda necesariamente» a través de la opa.

Hochtief es un consorcio constructor y de concesiones con más de 66.000 empleados que mantiene operaciones principalmente en Europa, Australia y América del Norte y facturó en 2009 casi 18.200 millones de euros, el 85 por ciento en el extranjero.

De culminar con éxito esta operación, ACS y la constructora alemana se convertirían en «el primer grupo de infraestructuras del mundo occidental con una sólida presencia en todos los continentes y una implantación única en los mercados emergentes», destacó Pérez.

Hochtief anunció ayer que su filial PPP logró un contrato para diseñar, construir y gestionar el mantenimiento durante treinta años de 18 centros de policía en la provincia canadiense de Ontario, por un importe de 412 millones de dólares canadienses (306 millones de euros).

Según la compañía, este proyecto contará con una inversión de 117 millones de dólares canadienses (89 millones de euros), y se espera que las obras comiencen en las próximas semanas y terminen en noviembre de 2012.

CONTRIBUYE CON PERIODISTA DIGITAL

QUEREMOS SEGUIR SIENDO UN MEDIO DE COMUNICACIÓN LIBRE

Buscamos personas comprometidas que nos apoyen

COLABORA

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído