El asedio de Gaza atiza la violencia de género

Cada lunes por la mañana, Sumenia deja la comida preparada, cruza unas cuantas calles del centro de Jabalia, al norte de la ciudad de Gaza, y pasa unas horas en el gimnasio, un lujo al alcance de muy pocos en la franja de Gaza. Sumenia tampoco podía permitírselo: pertenece a una familia humilde. Durante la última guerra, a finales de 2008, en la que el ejército israelí asesinó a unos 1 …

Lea el artículo completo en www.publico.es

Recibe nuestras noticias en tu correo

Lo más leído